barrios

Fuente: La Nación
20/10/2021 10:00

Los secretos de Barracas. Por qué es hoy uno de los barrios con más desarrollo inmobiliario

Para quienes buscan espacios urbanos bien amplios a precios accesibles, con buenos accesos y con la misma calidad constructiva de los barrios más cotizados, Barracas es hoy una de las opciones inmobiliarias más interesantes que tiene para ofrecer la Ciudad de Buenos Aires. ¿Cuál es su secreto? La disponibilidad de enormes terrenos en desuso, donde antiguamente funcionaban fábricas, que se van reconvirtiendo en proyectos residenciales súper originales. Estos nuevos emprendimientos, sumados a todo el desarrollo que viene experimentando la zona sur en los últimos años, le están cambiando el perfil al tradicional barrio.Artistas con sus atelieres, estudiantes que quieren estar cerca de la universidad, fanáticos de los grandes lofts o simplemente familias que buscan la mejor relación precio-calidad son solo algunos de los perfiles que hoy eligen vivir las opciones que ofrece Barracas. Con excelentes accesos, múltiples espacios culturales (congregados en el Distrito de las Artes) y exquisitos restoranes escondidos, los desarrolladores aseguran que la zona no para de crecer."Se hizo un esfuerzo en infraestructura, iluminación y seguridad muy grande por reconvertir el sur. Está la sede de la Policía Metropolitana y muchas empresas grandes se han mudado. Si a eso le sumamos que se consiguen terrenos muy grandes, Barracas es un lugar donde la ciudad todavía puede crecer mucho", señalan desde la inmobiliaria Achaval Cornejo, con amplia experiencia en la zona, donde ya han comercializado con éxito otros proyectos de gran envergadura, entre ellos Molina Ciudad, en la ex fabrica de Alpargatas, Plaza Imprenta y Paseo La Imprenta.Achaval Cornejo es hoy responsable de la comercialización del nuevo desarrollo Canvas, un emprendimiento ya en construcción de 4 torres en el terreno de lo que fuera una fábrica de heladeras.CanvasSobre la Avenida Suárez entre Montes de Moca y General Hornos, a metros de la bajada de la Autopista que permite rápido acceso hacia Avellaneda, Puerto Madero y el centro porteño, Newlands SA ya está construyendo Canvas. En un terreno de 3.800 m2, con 43 metros de frente y en una ubicación realmente excepcional, Achaval Cornejo está comercializando este original proyecto de 4 torres residenciales, otra solo de amenities y un pasaje semipúblico ambientado con la vieja chimenea de la fábrica que allí funcionaba.El pasaje como "gran amenity" (abierto de día y cerrado por las noches) se combina con una arquitectura moderna y de calidad que se plasman en torres de amplias y vistosas unidades: los 10 pisos súper vidriados de Los Olivos, las residencias premium de 4 ambientes en PB más 4 pisos de Torre Felicitas, las unidades de 2, 3 y 4 ambientes de Torre Lucía y los 15 pisos de Torre María, donde se destacan unidades con grandes terrazas propias.Estos edificios, con nombres que remiten a la historia de Barracas, se complementan con el Club de Amenities, una quinta construcción con lobby independiente y tres niveles que cuenta con Salón Fitness, SUM General, SUM Adultos, piscina y solárium. Completan la propuesta de Canvas una serie de detalles que optimizan recursos y le dan al proyecto un perfil sustentable, como la presencia de terrazas verdes, el uso de materiales nobles y de bajo mantenimiento y luminarias de bajo consumo, entre otros. Y un detalle: tiene las unidades de mayor perímetro vidriado de la ciudad por metro cuadrado de espacio utilizable.Canvas es un proyecto que cuenta con otro gran diferencial: su forma de pago. Sin acceso a créditos hipotecarios, la posibilidad de adquirir una vivienda hoy está muy relacionada al pago de cuotas que normalmente superan la capacidad de ahorro de los potenciales compradores. Entendiendo esta problemática, los desarrolladores de Canvas ofrecen en esta primera etapa una financiación única en el mercado: un porcentaje al ingreso por debajo de lo habitual, cuotas y refuerzos que se pagan durante la construcción, un pago a la posesión (ideal para los que venden una propiedad para mudarse) y la gran ventaja de poder pagar un saldo en pesos en hasta 48 cuotas post posesión.ACHAVAL CORNEJO Canvas.Molina CiudadConsolidado hace algunos años, Molina Ciudad es un imponente edificio reciclado de 60.000 m3 con amenities y la espacialidad como gran diferencial, desde un imponente lobby de 1.600 m2 hasta una altura de 4 metros en todas sus unidades. Allí, los lofts son de uso mixto y conviven viviendas y estudios. Ubicado sobre la Av. Regimiento de Patricios entre Olavarría y Aráoz de Lamadrid, desde Achaval Cornejo cuentan con unidades de 60 a 100 m2 en venta (algunas en dúplex o con buenas terrazas) y unidades en alquiler.Entre estas últimos se destaca una propuesta para un público muy especial: lofts de 220 m2 en planta libre de estilo fabril, con 20 metros de grandes ventanales, ideales para artistas o para quienes buscan integrar vivienda y profesión. Si bien son proyectos diferentes, Canvas y Molina Ciudad comparten algunos elementos como el rescate de las viejas chimeneas originales de las fábricas, que son parte de la identidad del barrio. O el hecho de tener lugares de reunión y de encuentro fuera de casa pero dentro del edificio: en el caso de Molina Ciudad lo es el lobby y en el caso de Canvas el pasaje que nuclea las 4 torres. Con emprendiemitnos de esta escala, Barracas se destaca cada vez más por la espacialidad y la versatilidad de sus proyectos.Para más información, comunicarse al teléfono: (11)22662222, o por email: emprendimientos@achavalcornejo.com o dejando tus datos en el formulario debajo. ________________________________________________________Content LAB es la unidad de generación de ideas y contenidos de LA NACION para las marcas con distribución en sus plataformas digitales y redes sociales. Este contenido fue producido para un anunciante y publicado por el Content LAB. La redacción de LA NACION no estuvo involucrada en la generación de este contenido.

Fuente: Ámbito
20/10/2021 09:05

Reducción de tarifas de gas para clubes de barrios y empresas recuperadas: cómo inscribirse para recibirlo

La secretaría de Energía cargo de Darío Martínez oficializó a través de la Resolución 992/2021 la reducción del costo de gas natural por redes o envasados para estos sectores. A través de la disposición, se amplía el universo de beneficiarios del Programa Hogar.

Fuente: Infobae
20/10/2021 03:21

Cuáles son los 5 barrios de Buenos Aires más buscados para comprar terrenos destinados a construir

Emprendedores del mercado inmobiliario privilegian los trazados del eje norte de CABA. Los valores del m2 de los más preciados oscilan entre 500 y 800 dólares

Fuente: La Nación
16/10/2021 01:18

Mayra Arena: "En los barrios pobres, trabajar se ha vuelto una actividad poco rentable"

Para muchos es "la chica de la charla TED". Medio en broma, medio en serio, ella se define como "pobretóloga". Mayra Arena es mucho más que eso: es la protagonista de una gran historia de superación. Es aquella nena que nació en la miseria, que se crió en una villa de la periferia de Bahía Blanca, que fue madre en su adolescencia y que hoy es una mujer a punto de completar una licenciatura de Ciencias Políticas en la universidad, que trabaja en una consultora privada y que, lejos de renegar de sus orígenes, dedica su vida a estudiar y analizar las problemáticas sociales con una obsesión: proponer soluciones. Se reivindica como "militante del peronismo" pero expone una visión muy crítica de los ideologismos que han abierto una brecha cada vez mayor entre el poder y los ciudadanos, sobre todo los de las clases más bajas. Dice que la gente pobre "se siente abandonada"; define al llamado progresismo como una corriente "profundamente individualista" que "se adjudica una superioridad moral". Como en aquella charla TED de 2018 en la que explicó "qué tienen los pobres en la cabeza" (se puede ver abajo, en este mismo contenido), Mayra aporta en esta entrevista claves para entender qué se esconde detrás de las cifras y porcentajes que definen el gran drama de la Argentina.Cuando hablamos de pobreza, hablamos de números y porcentajes. ¿Qué hay detrás del 40 por ciento de pobres? ¿Cuál es la realidad de carne y hueso que representa ese indicador?Detrás de esa cifra están todas las capas que fueron quedando después de cada crisis que tuvo la Argentina desde la década del setenta. En el año 73 teníamos un 4 por ciento de pobreza. Después de cada gran crisis, la Argentina logra salir pero nunca vuelve al estado anterior. Entonces, en el 40 por ciento que tenemos hoy conviven terceras y cuartas generaciones de pobres, como también segundas y primeras generaciones. El que peor la pasa es el pobre más nuevo, porque es el que menos cultura de pobre tiene; por eso se avergüenza y padece su pobreza; no conoce los mecanismos y rebusques que tiene alguien que lleva años en esa situación, y que conoce los recursos estatales. En las primeras generaciones de pobres es donde se ve más angustia, más tristeza y más enojo. Porque esa no es su forma de vida, no es la vida que conocen.Aquella charla TED en la que vos explicaste "qué tienen los pobres en la cabeza" nos mostró que, a pesar de la enorme y dramática presencia que tiene la pobreza en nuestra realidad, hay una gran incomprensión de lo que significa ese flageloâ?¦ ¿Por qué creés que cuesta tanto entender esa realidad? ¿Y cuánto influye la incomprensión en las dificultades para combatir la pobreza?Lo que pasa es que la pobreza crece de manera constante, pero la cultura es hegemónicamente de clases medias. La televisión que consumimos es producida desde las clases medias; la política es decidida desde las clases medias. Entonces es normal que la pobreza se vea como lo extranjero, como lo minoritario; incluso hoy, cuando no es un fenómeno minoritario sino que representa a una gran fracción de la sociedad. Sin embargo, siempre se habla de la pobreza desde afuera, con un gran desconocimiento, o con tecnicismos más cercanos a la ciencia que a la vivencia cotidiana. Entonces siempre parece una realidad ajena. Hay una cuestión cultural que dificulta la integración de los pobres. No es así, por ejemplo, con los inmigrantes, a los que les resulta más fácil integrarse y conseguir trabajo a pesar de venir de otra cultura y de otro país. A un habitante de la villa, esa integración le resulta más difícil: es más extranjero que un inmigrante. El 'villero' habla un lenguaje mucho más extraño del que habla un venezolano por ejemplo, aunque uno nació acá nomás y el otro a miles de kilómetros. Porque las clases medias, aunque no tengan una nacionalidad en común, comparten valores culturales: ciertos gustos estéticos, musicales y de vestimenta, pautas de consumo y aspiraciones. En las clases bajas sucede lo mismo: cuando vos mirás series que retratan las clases bajas de otros países, ves que se parecen mucho a las nuestras; la marginalidad también comparte códigos comunes.¿Y qué pasa con la política? ¿Hay desde el poder una comprensión de la pobreza? ¿Se interpretan y se identifican las necesidades de los sectores más vulnerables?Primero tendríamos que determinar cuáles son las necesidades de los pobres. Y ahí es donde cada uno cree tener la respuesta correcta, y en base a eso se deciden políticas que tienen que ver con lo que el poder considera adecuado para los pobres, con lo que cree que el pobre está necesitando. Yo tengo una visión crítica sobre esa perspectiva. Creo que el pobre no es solamente bolsillo. Hay necesidades económicas, pero también hay necesidades culturales, necesidades de identificación política e ideológica, y también hay necesidades que quizá muchos sectores no identifican como tales, pero la política debería tener la ética de imponerlas: me refiero, fundamentalmente, a la educación. El derecho a la educación no solo se debe ofrecer; se lo debe imponer. Y yo no veo a la política desesperada por imponer la educación.En ese punto, ¿cómo evaluás el impacto en los sectores más vulnerables de las escuelas cerradas durante un año y medio?Es terribleâ?¦Entiendo, por supuesto, que hay docentes que han hecho un esfuerzo gigantesco para intentar hacer su trabajo. Pero hay una realidad: la educación ya viene deteriorándose desde hace mucho, y hay niveles de analfabetismo que son muy preocupantes. Hablo de analfabetismo en niños escolarizados. Habría que hacer un gran sinceramiento sobre el estado educativo de los chicos pobres por debajo de los 16 años. Pero hay algo que excede a los alumnos y a los docentes, y es que en los barrios pobres los padres no tienen trabajos regulares. Al haber dejado a los chicos sin escuelas, se perdió un eje ordenador de la vida. Si estuviéramos en una zona rural, o en otra época, la jornada arranca cuando sale el sol y termina cuando se esconde el sol. Ahora, por más pobres que seamos, tenemos celular y televisor, y esos dispositivos estiran la noche. ¿Pero cuándo empieza el día si no hay trabajo ni hay escuela? Y si no hay garrafa ni red de gas, ¿a qué hora se come? ¿se desayuna y se almuerza? En muchos ranchos ni siquiera hay mesa.¿Y qué significa perder ese eje del ordenamiento horario?Perdés todos los parámetros de la convivencia social. Vos hoy vas a un barrio y los pibes están jugando en la calle a las 2 de la mañana; chicos que no tienen edad para estar en la calle. Pero no pasa nada, porque el padre también está por ahíâ?¦¿Por qué se demoró tanto en reconocer el impacto del cierre de los colegios en esos sectores?Yo creo que el gobierno se centró mucho en la estadística sanitaria e intentó minimizar la cantidad de muertes. Lamentablemente, igual hubo muchísimas muertes. Y en los barrios más pobres se perdió la única conexión con el Estado, que es la escuela. Porque todo lo demás cerró; entonces la falta de escuela se vivió como un abandono. El precio que estamos pagando es altísimo.¿Qué indicadores concretos tenés de ese precio que empezamos a pagar por el cierre de las escuelas?Me preocupan mucho los bajos niveles de lecto-escritura y la falta de desarrollo de habilidades para la resolución de problemas básicos, sobre todo en los sub-16. Pero hay otro problema: en los barrios pobres, los chicos hacen un click entre los 12 y los 13 años. La infancia no dura tanto como en otros barrios, y la adolescencia es una etapa que más o menos se saltea; como ya no podés ser niño, pasás a formar parte del mundo de los grandes. En la pobreza se viven de otra manera las etapas de la vida. No es casual que la maternidad adolescente sea más común entre los pobres. Ocurre al revés que en las clases medias, donde la juventud se prolonga porque es fuente de satisfacciones. Eso implica una madurez prematura, pero también el abandono de las obligaciones de la niñez, como la de obedecer a tus padres, ir a la escuela, hacer la tareaâ?¦ Entonces si no pensamos algo distinto para recuperar a los chicos que abandonaron la escuela en este año y medio, no los recuperamos más. Y los condicionás mucho más para su futuro.¿Ves una distancia que se va ensanchando entre lo que se llama el progresismo y las demandas y necesidades de la clase trabajadora?Esta semana se compartió un video desde la cuenta de Alberto Fernández en el que se ve al Presidente conversando con un grupo de laburantes. Cuando les pregunta qué es lo que más les preocupa, lo primero que le dicen es la seguridad, y lo segundo el trabajo, a pesar de que era gente que tenía trabajo. Esas son las demandas por excelencia; es lo que te reclama la gente a la que no le interesa la política, que no es de derecha ni de izquierda, y que lo que quiere es vivir en paz y resolver sus problemas. Es, si se quiere, una ideología de la no ideología; la ideología del que piensa "yo igual me tengo que levantar para ir a laburar y me tengo que cuidar para que no me afanen". La pregunta es ¿qué hace la política para atender a ese ciudadano? Lo mejor que podría hacer es resolverle sus problemas. No todo es épica; no todo es mensaje político. Menos cuando tu mensaje político no es tan amplio y se orienta claramente a un sector vanguardista, que es necesario para la sociedad, pero que no marcha al ritmo de todos. La mayoría tenemos nuestros tiempos, y no siempre estamos a tono con la última vanguardia. Hay que comprender al argentino que está lidiando con una inflación galopante, sin laburo o con poco laburo, con la plata que alcanza cada vez menos y con miedo a que lo maten o le roben lo poco que tiene.¿En las barriadas suburbanas perciben que ese discurso supuestamente progresista no los representa?Hay una trampa en esto de lo identitario y los discursos de vanguardia: representan políticas para sectores que siempre fueron postergados, y que está muy bien que ya no se los postergue, pero lo que no tenés que olvidar que esos no son los problemas de la mayoría de la gente. Si a mí me dejás sin escuela para mis hijos y sin poder salir a trabajar, es difícil que celebre los avances del progresismo, porque no son los míos; a mí me tenés cada vez más estancado. Esto no es en contra de los avances que pueda tener cualquier minoría; al contrario. Yo celebro que grupos históricamente discriminados hoy sean sujetos de derecho. Pero no podemos desconocer que hoy el eje central en la Argentina es la falta de trabajo y de seguridad.En estos sesgos ideológicos, el reclamo de la seguridad suele ser subestimado por el llamado progresismo como si fuera una demanda "de derecha"â?¦Es una bandera que yo no le regalo a la derecha ni a la izquierda. La seguridad es una necesidad de todos los argentinos, y en especial de los argentinos más pobres. Golpea más a los que vuelven tarde de trabajar y a los que salen muy temprano; a los que, si les quitan algo, tardan mucho en volver a comprarlo. El miedo deteriora mucho la calidad de vida. ¿Cómo voy a pensar que es de derecha reclamar seguridad? Estaría ignorando lo que les pasa a los trabajadores, lo que sufre la gente en los barrios.Tu historia podría ser un ejemplo de que es posible salir de la pobreza y encontrar un camino de superación. ¿Es cada vez más difícil hacer ese recorrido? ¿Se ha perdido la esperanza del progreso y la movilidad social ascendente?A mí muchas veces se me toma como ejemplo de que se puede salir de la pobreza. Pero creo que el tema es más complejo: hace tiempo que la Argentina viene estancada en materia de movilidad socio-económica para todas las clases sociales. La clase media también está muy complicada, con grandes dificultades para acceder a la vivienda. Pero existe una contradicción: si en la Argentina un profesional o un emprendedor de clase media tiene éxito con una empresa, se lo toma como un triunfo a pesar de las condiciones del país; se lo ve como una excepción, como un caso raro, como alguien que vio lo que otros no vieron. Y se asume que triunfó a pesar del contexto. Pero cuando pasa con alguien que viene de la pobreza, muchos lo intentan tomar como una legitimación del sistema; es decir, si vos lo pudiste hacer es porque se puede. Se aplica una doble vara, según la clase social. La verdad es que en los dos casos, el logro es la excepción, y se consigue a pesar de un sistema que dificulta y obstaculiza ese progreso.En mi caso, lo he contado muchas veces: tuve la suerte que otros no tuvieron. Un poco se lo debo a mi color de piel; otro poco a las dificultades para socializar cuando era chica, porque fui una nena enferma y entonces los libros fueron más mi compañía que la villa, y eso tuvo mucho que ver; también al hecho de que en Bahía Blanca no existía eso de mendigar en la calle, porque no hay tanta densidad de tránsito; entonces tenés que construir vínculos para que te ayuden, y tenés que desarrollar simpatías y habilidades sociales.Pero si yo soy un ejemplo de que se puede (salir de la pobreza), el empresario exitoso sería un ejemplo de que en el país se puede crecer y desarrollarse. Entonces creeríamos que el sistema impositivo está fenómeno y no hay que cambiar nada porque acá se puede crecer. La verdad es que no es así. Sabemos que hay que revisar el sistema impositivo para alentar el desarrollo empresario. Yo sé que no es fácil crear empleo, desarrollar actividades en blanco y tener todo al día. Por eso no quiero ser tomada como ejemplo si implica esta doble vara. Tenemos que crear mejores condiciones, tanto para salir de la pobreza como para crear empresas y fuentes de trabajo.Para todos, cada vez es más difícil. Hoy se necesitan habilidades extraordinarias, simplemente para vivir más o menos bien. Con las habilidades básicas, como la constancia, la responsabilidad o un estudio de grado, ya no alcanza en absoluto. Antes había que tener habilidades extraordinarias para alcanzar metas extraordinarias; hoy hay que tener habilidades extraordinarias para lograr un buen pasar.En este tiempo se ha puesto en discusión la noción del mérito. ¿Cómo ves ese debate?Yo me muero de ganas de defender la meritocracia, pero si la línea de largada es más o menos pareja. Si los puntos de partida están a cien kilómetros de distancia, la llegada siempre va a estar mucho más lejos para unos que para otros. El ejemplo más claro de mérito es el aula: el profesor enseña a todos igual y, al final del cuatrimestre, evalúa el rendimiento y el esfuerzo de cada uno; da las mismas herramientas y evalúa a todos con los mismos criterios. Yo creo en esa meritocracia. Pero necesitamos una sociedad más justa e igualitaria, para que los resultados dependan del esfuerzo y el mérito de cada uno. Estamos muy lejos de eso.La cultura de los barrios populares "suele mirarse desde afuera", dice Mayra Arena (Ricardo Pristupluk/)Tenemos asumido que en la Argentina se ha perdido, o al menos debilitado mucho, la cultura del trabajo. ¿Cómo crees que se puede recuperar?Hay un escrito de Darwin, de un viaje que hizo por nuestro país (entre 1833 y 1835) en el que dice que se horrorizó de la vagancia que había visto en la Argentina. En la Patagonia se sorprendió por la creencia de que, para ser productivas, las actividades debían comenzarse con la luna en cuarto creciente, de manera que buena parte del mes se perdía por esa causa. Entonces, no sé si tenemos un pasado tan trabajador como queremos creer. Pero es cierto que había más empleo y menos pobreza. ¿Qué vemos ahora en los barrios pobres? Vemos que mucha gente, sobre todo en los grandes centros urbanos, encuentra más recursos decodificando todas las puertas que se le pueden abrir desde el Estado. Es como una meritocracia burocrática: si aprendés a leer al Estado y a politizarte, podés sobrevivir a través de los mecanismos de la ayuda estatal. Y, en paralelo, ocurre que trabajar es cada vez más caro: el transporte es caro, tener una vestimenta adecuada es caro; hasta salir a buscar trabajo es caro, porque ya ni siquiera existe que te hagan el CV gratis porque ahora es todo digital. Para ir a trabajar tenés que pagar la vianda y conseguir quién te cuida la casa, porque en los barrios no podés dejar la casa sola. Sin escuela, tenés que ver a quién le dejás los chicos, porque en la pobreza los abuelos son más jóvenes, y también tienen que salir a trabajar. Todos esos rubros se han encarecido muchísimo. Trabajar se ha convertido en una actividad poco rentable. Si lo miramos con criterio economicista, ganar un salario es tan costoso que conviene quedarse con el subsidio. Por eso yo propongo que los planes no se le saquen a la persona que consigue un empleo registrado. Así se incentivaría el trabajo, se permitiría marcar la diferencia y ver lo positivo de conseguir un empleo.¿Cómo influye la ejemplaridad? ¿Cómo se vive en los barrios que uno se levante a las 4 de la mañana para ir a la obra o a la fábrica mientras el vecino vive de planes desde hace años?Rescato una frase del antropólogo Pablo Semán, que a mí me parece brillante: nunca hubo tantos pobres y nunca hubo tantos antipobres. Yo le agregaría esto: nunca hubo tantos pobres antipobres. Hay un sentimiento de bronca que alimenta ese antagonismo. Además, el que alguna vez trabajó, aunque haga años que no consigue trabajo, se sigue identificando como trabajador. Está desocupado, pero se considera un trabajador. Y esa identidad adquiere mucho valor cuando la crisis tiende a igualar a todos. Unos necesitan remarcar que no son iguales a los que nunca trabajaron. Dicen 'yo trabajé toda la vida'â?¦ hasta que me echaron, hasta que mi vieja se enfermó, hasta que la fábrica cerró. Pero no por eso dejan de ser trabajadores. Puede recibir planes o beneficios sociales, pero no encuentra en eso una forma de vida. Él quiere volver a trabajar, e incuba mucho enojo y mucha bronca con el que vive de las transferencias estatales.¿Qué lugar ocupa el negocio narco en este contexto? ¿Se ha convertido en la vía rápida para generar ingresos?Ocurre un fenómeno que es interesante en términos sociales: existen trabajos que pueden ser rentables pero son característicos de inmigrantes, entonces muchos jóvenes argentinos no los quieren hacer porque "son trabajos de bolivianos" o "de paraguayos". Ocurre con las ferias, por ejemplo. Los bolivianos son los reyes del comercio; tienen una cultura del trabajo y del comercio que es admirable. Ahora ¿quieren los argentinos ir a trabajar a esas ferias? Muchos lo rechazan porque es trabajo de inmigrantes. Entonces aparece otra pregunta interesante: los que no tienen trabajo ¿están dispuestos a trabajar de lo que sea? ¿o hay trabajos a los que no van a recurrir por cuestiones culturales? De afuera muchas veces es fácil decir, 'si no tuviera trabajo yo agarraría lo que sea'. Pero si sos joven, puede ser complicado que en tu barrio te vean hacer un trabajo que no sea 'empoderante' y que resulte estigmatizante. Entonces tenemos que prestar atención y ver cómo nos paramos ante esas realidades. Hay un camino largo, que es el de la cultura y la integración, para que no haya trabajos asociados a la condición migrante, pero en el mejor de los casos nos llevará décadas recorrerlo. Mientras tanto, tenemos que ver dónde se generan oportunidades de trabajo para esa gente que no está dispuesta a trabajar de lo que sea, y que no tiene por qué estarlo. Porque ahí es donde aparece el peligro del negocio narco. No creo que seamos un país como México o Colombia, que tienen grandes ídolos narcos y entonces vender droga tiene hasta un prestigio social. No creo que estemos en ese extremo, pero sí hay algo real: en términos económicos ofrece un atajo, sobre todo cuando los trabajos no te garantizan movilidad social sino lo contrario, porque hoy el trabajo te empobrece.También se ha roto la cultura formativa. Antes el tornero, el mecánico, el albañil les enseñaban el oficio a sus hijos y a otros jóvenes del barrio. Ahora parece diluida esa herencia laboralâ?¦Yo creo que hay algo que viene pasando en las clases medias de las ciudades más pujantes, acá y en el mundo, y es que la adolescencia se prolonga cada vez más; siempre sos joven para casarte, para tener hijos, para irte de la casa de tus padresâ?¦ Eso en los barrios pobres no ocurre: desde muy pibe ya sos grande; te identificás como grande y tu entorno te considera como grande. Te dicen 'ya está, arreglátelas". Pero ¿qué pasa? Las leyes, que en general representan la perspectiva de las clases medias, han ido entorpeciendo la incorporación de los muy jóvenes al mundo del trabajo y los oficios. No estoy proponiendo una baja de la edad laboral, pero creo que hay que pensar modelos diferentes, sobre todo para esos adolescentes que ya se sienten una carga para sus familias, pero a los que la sociedad no les abre las puertas porque los trata como niños. Se da la paradoja de que sus familias ya no los ven como niños, pero la sociedad sí. Pongámonos de acuerdo, porque lo que genera ese desfasaje es que haya cada vez más adolescentes en la calle. Yo creo que tenemos que pensar esquemas que articulen la escuela con el trabajo, quizá no desde los 14 pero sí desde los 16.Pero parece muy difícil discutir estas propuestas, porque inmediatamente se descalifican con prejuicios ideológicos. Es probable que no se pueda ni completar el planteo, porque se la estigmatizará como una idea de flexibilización y trabajo infantilâ?¦Ocurre que el progresismo es profundamente individualista, y además se atribuye una superioridad moral. Yo creo que tenemos que pensar soluciones colectivas para una gran cantidad de gente que, generación tras generación, viene sufriendo un problema. Hay derechos que se deben imponer, como el derecho a la educación y a la formación laboral. Si no los imponés, dejas a los chicos librados a su suerte y a su voluntad individual.Mayra Arena en su charla de TED Bahía Blanca en septiembre de 2018Parece haber en algunos sectores de la juventud, sobre todo en los barrios suburbanos, un germen de rebeldía y de inconformismo ante el statu quo. ¿Se percibe algo de esto en los barrios más pobres?Hay muchos que venimos advirtiendo, desde hace tiempo, que los jóvenes no se identifican con el gobierno. Ahora vimos que Milei sacó más votos en barrios pobres que en zonas acomodadas. Y tal vez tenga una lógica: si el progresismo es norma, es natural que la resistencia sea más conservadora, así como si el conservadurismo es norma, la resistencia va a ser de vanguardia. Creo que eso tiene que ver con la naturaleza de los jóvenes, que no les gusta que los lleven de las narices. Pero además hay una realidad: no te puede enamorar la política oficial si sentís que tu futuro está endeudado, que los trabajos a los que podés acceder (si es que podés acceder) no te garantizan una buena calidad de vida sino lo contrario. Ya hay dos generaciones que nos resignamos a alquilar sin alcanzar la casa propia. Así, se van achicando los sueños y las aspiraciones. Entonces es muy común que la política te genere rechazo. Sentís que no te resuelve tus problemas ni te genera esperanzas en el futuro. Frente a eso ¿qué les ofrecemos a los jóvenes? Cuando vemos que muchos se quieren ir del país ¿me enojo o escucho lo que me está diciendo con esa decisión? Antes se pensaba en una carrera y decías 'estudio lo que me gusta o estudio lo que me dará plata'. Eso ya no existe porque ninguna te asegura nada, salvo que seas programador. Muchos jóvenes sienten que ya no tienen derecho a soñar y a proyectar su desarrollo individual.Frente a esa desesperanza, ¿ves una reacción desde el gobierno? ¿Se interpreta esa demanda de los jóvenes?Hay algo que me preocupa mucho, y es algo que la política repite cada vez que debe enfrentarse con un problema: se dejaron de pensar acciones y estrategias para generar soluciones, y en lugar de eso se crean entes estatales, mesas, secretarías o comisiones. No estoy a favor de achicar el Estado; creo en el Estado, pero en un Estado que aporte soluciones. Desde hace un tiempo, en lugar de crear políticas que combatan los problemas, se crean organismos para acompañar la problemática, no para intentar minimizarla o revertirla. Se ha puesto de moda 'la visibilización de las distintas problemáticas' y el 'acompañamiento estatal'. Pero 'visibilizar' y 'acompañar' son perfiles más propios de una ONG. Más que un Estado presente, necesitamos un Estado que dé respuestas.

Fuente: La Nación
13/10/2021 21:18

Vida urbana. Los barrios que más cambiaron y el auge del triángulo Chacalermogiales

A medida que pasan los años, las postales de Buenos Aires se convierten en reliquias. Son pruebas de un paisaje urbano que ya es otro, vestigios de lo que fue. Aunque en algunas esquinas todavía se escucha un tango que suena a lo lejos y los detalles arquitectónicos de ciertas construcciones se resisten al paso del tiempo, el desarrollo de nuevos proyectos y el cambio de dinámicas transforman a los barrios porteños con una velocidad sorprendente.Quienes desembarcan en la ciudad quizás desconocen que muchos de los barrios que hoy están repletos de negocios, propuestas culturales y ofertas gastronómicas tenían antes una impronta y un público distintos. Para muchos que hoy frecuentan esos lugares es difícil imaginarlo. Los vecinos más antiguos, en cambio, saben que la foto no siempre fue así. Son testigos de la transformación y vieron, por ejemplo, el nacimiento de la última cervecería de moda donde alguna vez funcionó un taller o la llegada de un imponente edificio de viviendas en el mismo lugar en el que hubo una fábrica.La foto de las ciudades no es estática. El arquitecto Emiliano Espasandin lo define así: "Son obras incompletas, siempre se transforman". Al hablar sobre Buenos Aires, se le ocurren varios adjetivos, pero selecciona cuidadosamente las palabras. "Su principal cualidad es que es versátil y asimila rápidamente los cambios, porque tiene una sociedad muy atenta", dice. En pocos números, el distrito porteño podría resumirse de la siguiente forma: cuenta con cerca de tres millones de habitantes, distribuidos en 48 barrios que se agrupan en 15 comunas. La superficie es mayor a los 200 km cuadrados y su perímetro alcanza los 60 kilómetros. Tiene un perfil urbano marcadamente ecléctico, donde se mezclan cientos de estilos, entre los que se destacan principalmente cuatro: el art decó, art nouveau, neogótico y el francés borbónico.Nuevos emprendimientos inmobiliarios y propuestas gastronómicas, típica postal de los barrios que más están creciendo (Gerardo Viercovich/)¿Qué es lo que hace que un barrio cambie? ¿Ocurre naturalmente o el fenómeno es empujado por causas externas? ¿Qué lo impulsa y cuáles son los riesgos? Para el urbanista y arquitecto Álvaro García Resta, actual secretario de Desarrollo Urbano de la Ciudad de Buenos Aires, el primer eslabón de la cadena de transformación de una zona es la existencia de una demanda insatisfecha entre la población local. Tras su detección, lo que motoriza la metamorfosis es el desarrollo de un proyecto u obra en la zona que funciona a modo de "ancla" y atrae a más gente y, por ende, a nuevos actores al lugar. Eso ocurrió en Parque Patricios, por ejemplo, con la creación del Distrito Tecnológico y la instalación de la sede del gobierno porteño en el edificio Foster. "Fue una política pública que transformó al barrio, acompañada de la estimulación para que fueran a vivir más personas a la zona. A partir de eso, se empezó a reconfigurar la oferta comercial", explica en diálogo con LA NACION.La arista comercial es un punto clave en la transformación, señalan los expertos. "En muchas zonas hubo importantes transformaciones a ese nivel, algunas de la mano de inversión inmobiliaria y otras de acciones gubernamentales", plantea Espasandin. "Si en un barrio tenés buena escala peatonal, buenas veredas con verde, espacio público apto para estar y un centro comercial que se va adaptando a todo eso, las variables se conectan y el lugar empieza a florecer", sostiene.También Fabio Márquez, licenciado en Diseño del Paisaje especializado en espacios verdes, gestión pública y biodiversidad urbana, considera que los cambios de las estructuras barriales están vinculados a las actividades comerciales que se desarrollan allí. "El ejemplo más claro es el de Palermo Soho, un barrio donde vivía gente mayor, en el que era fácil y barato alquilar o comprar una casa para transformarla en un comercio. El lugar se volvió más masivo y se llenó de marcas mientras fue perdiendo población", describe. Explica que a eso se hace referencia cuando se habla de "la palermización de los barrios": "Se usa para referirse al avance de esa imagen sobre Colegiales, Chacarita, Villa Crespo y otras zonas. Es ese mismo modelo que va viendo oportunidades de reciclar espacios a bajo precio para generar una nueva modalidad de actividades gastronómicas", señala.Aunque para muchos estas transformaciones pueden ser positivas, Márquez se ubica del lado de los críticos: "Termina destruyendo la identidad propia de cada barrio para generar algo homogéneo, es un modelo muy generalista, simula ser algo que no es y es medio banal porque suele durar poco, ya que son comercios con mucha rotación. Así, la ciudad va creciendo en edificios de altura y actividades comerciales que no son las consumidas por la propia gente del barrio y empiezan a llegar personas de todos lados", afirma.El mercado inmobiliarioPara Márquez, el mercado inmobiliario cumple un papel clave al hablar sobre esta metamorfosis. "Es el que induce tendencias a partir de ciertas situaciones que pueden ser incipientes. Los distintos cambios del código de edificación hicieron que en barrios de cierta densidad y construcciones bajas se construyan edificaciones en altura y se generó una plusvalía inmobiliaria potencial al aumentar la cantidad de metros cuadrados sustituyendo casas", plantea.Los desarrolladores, por su parte, anclan su visión y señalan que hay un factor importante en la transformación de las zonas: se trata del aumento de precios de algunos barrios, que dispara la demanda en otros con valores más accesibles, lo que representa una oportunidad para llevar a cabo nuevos proyectos e impulsar el crecimiento de otros lugares. En este sentido, todos ellos destacan algo: las transformaciones serían imposibles si solo estuvieran motorizadas por el mercado. En todos los casos, es necesario que haya una fuerte presencia estatal que se involucre en el proceso e invierta para mejorar la accesibilidad y generar espacio público de calidad.1. Parque Patricios, una ciudad de 15 minutosEn su nombre anticipa algo de lo que es su esencia: Parque Patricios es uno de los pulmones verdes más importantes de la ciudad. No solo es eso, sino que también supo posicionarse como un barrio pujante con las características necesarias para convertirse en "una ciudad de 15 minutos", donde el trabajo, la educación, el esparcimiento y los servicios de salud de a poco empiezan a estar concentrados.En Parque Patricios, el puntapié de la transformación se dio con la creación del Distrito Tecnológico en 2008, tras la aprobación de la Ley 2972, que promueve el asentamiento en la zona de empresas dedicadas a las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC). Actualmente, más de 340 compañías del rubro tienen sus sedes en el barrio, de las cuales el 71% son de software. Ese hecho fue clave para que cada vez más personas se interesaran por mudarse al lugar, lo que a su vez impulsó la actividad comercial y captó la atención de desarrolladores e inversionistas.Con la creación del Distrito Tecnológico, varios desarrolladores se vieron atraídos por Parque Patricios (Gerardo Viercovich/)No siempre alojó al ecosistema tecnológico y educativo porteño. Desde principios del siglo XIX, ese sector de Buenos Aires era característico por sus mataderos. Pasada la mitad del siglo, en 1867, comenzaron a funcionar en la esquina de Caseros y Monteagudo los viejos Mataderos del Sur, que le dieron a Parque Patricios su primitiva denominación de "Corrales" y permitieron el asentamiento de sus primeros vecinos.Hoy, Parque Patricios es "un barrio con infraestructura, actividades deportivas y propuestas culturales". Así lo define Alejandro Gawianski, fundador de HIT, que tiene varios proyectos en la zona. Los fines de semana, las plazas se llenan de familias y también de grupos de jóvenes que se acercan a aprovechar el verde o a disfrutar de bandas de música que tocan en alguna de las plazas del centro. Es que la creación del Distrito Tecnológico también trajo aparejada la llegada del subte. En 2011 y 2013, se inauguraron las estaciones Parque Patricios y Hospitales de la Línea H, que conectan el norte con el sur de la ciudad. Según datos difundidos por el gobierno porteño, entre 2015 y 2018, la cantidad de usuarios de la línea que sale desde el barrio pasó de 1.212.211 a 3.180.796, lo que representa un aumento de más del 150%.Proliferación de negocios y nuevos locales en Avenida Caseros (Gerardo Viercovich/)Al igual que Retiro, Liniers o Constitución, es uno de los barrios donde más colectivos convergen: transitan 40 líneas en toda la zona. Además, cuenta con cinco estaciones de Metrobús y ocho de Ecobicis. Si bien el eje principal del barrio está sobre la avenida Caseros, las calles paralelas y transversales cercanas a esta avenida crecieron mucho a lo largo de los años. De todas formas, todavía se caracterizan por construcciones bajas y el espíritu residencial que invita a los vecinos a sacar sus reposeras a la vereda y tomar mates en la calle un domingo cualquiera.También arterias como Los Patos, Corrales, Rondeau, Chiclana y Almafuerte y sus zonas aledañas pisan con fuerza en el mercado. En una de esas calles, por ejemplo, se encuentra un edificio de coworking. "Tenemos más de 50.000 m2 de oficinas de última generación y empresas tecno como Adventure, Mercado Libre y Google", dice Gawianski y cuenta que, hace tres años, su desarrolladora compró una manzana clave del Distrito Tecnológico para "hacer un ecosistema innovador". "Son 100.000 m2 donde la idea es incorporar una universidad de innovación y más de 1000 viviendas para jóvenes en formato living y edificios de coworking. Presentamos un convenio urbanístico para poder desarrollar una morfología edilicia más interesante y esperamos que se apruebe en la Legislatura antes de fin de año, para arrancar las obras el año que viene", profundiza.Amplios espacios verdes, una ventaja valorada por los vecinos llegan al barrio de Parque Patricios (Gerardo Viercovich/)El desarrollador remarca que uno de los hitos en la transformación de Parque Patricios fue la inauguración de la nueva sede de la Jefatura de Gobierno de la Ciudad, prevista originalmente para el Banco Ciudad. El edificio Foster (diseñado por el reconocido arquitecto Norman Foster) es una obra de carácter monolítico y moderno que ocupa la totalidad de la manzana delimitada por las calles Uspallata, Iguazú, Los Patos y Atuel y, además, la primera construcción pública de Sudamérica realizada con estándares de cuidado ambiental.El moderno edificio Foster ocupa la totalidad de la manzana delimitada por las calles Uspallata, Iguazú, Los Patos y Atuel (Gerardo Viercovich/)En los últimos seis años se registraron más de 500 nuevas habilitaciones comerciales en Parque Patricios, de las cuales el 48% corresponden a mercados o kioscos. El crecimiento también se vio reflejado en el aumento de supermercados: en la última década se crearon alrededor de 250. Le siguen el rubro de Tecnologías de la Información y la Comunicación (119 habilitaciones) y el de panaderías (51). A su vez, las heladerías crecieron un 140% en el mismo período, la cantidad de oficinas un 120% y el número de edificios productivos un 23,7%.La creación del Distrito Tecnológico impulsó también la llegada de universidades a la zona, lo que empezó a despertar un espíritu joven en el barrio. En 2016, el Instituto Tecnológico de Buenos Aires (ITBA) inauguró su sede allí, que hoy cuenta con 450 alumnos. Actualmente, la Universidad CAECE y la Universidad del Salvador (USAL) están construyendo sus para conformar el polo educativo universitario dentro del Centro Metropolitano de Tecnología. En este sentido, Gawianski asegura que lo que le falta a Parque Patricios es profundizar la oferta de vivienda, sobre todo aquella orientada al público joven que trabaja y estudia en la zona."A medida que eso avance, me imagino una migración de gente de la zona sur y oeste del conurbano bonaerense, que quiera vivir dentro de la ciudad pero con seguridad y cerca de su trabajo. Creo que será principalmente un barrio con un público fuerte de entre 25 y 40 años", afirma el creador de HIT.Vista aérea de Parque Patricios, uno de los barrios que más se transformó en los últimos años (Gerardo Viercovich/)¿Cuál fue el potencial que vio en Parque Patricios el empresario del sector inmobiliario? "Descubrimos una oportunidad porque el costo de la tierra todavía es muy accesible y no hay competencia. A mí me gusta ver lo que voy a hacer desde la necesidad insatisfecha y siempre me pregunto qué está necesitando el mercado y cómo puedo ayudar a resolver esa demanda. En el barrio, hay cada vez hay más jóvenes que llegan a estudiar y trabajar, pero ven sus posibilidades de vivir solos restringidas. Por eso priorizamos ese nicho y nos comprometimos con solucionar la falta de oferta agregando valor al barrio", cuenta."Lo veo a un 30 o 40% de su potencial. En los próximos 5 a 10 años, si ayudan las condiciones económicas del país, me lo imagino como un barrio joven, pujante, con mucha onda, un lugar distinto a la ciudad, con mucha historia. Tiene el atractivo del barrio y esa calidad de vida pero hoy es un lugar seguro", dice. 2. Barracas: de polo industrial a promesa porteñaA los vecinos les gusta decir que es una caja de recuerdos o una máquina de crear postales. Quizás esa sea la definición más fiel de una de las zonas más antiguas de Buenos Aires, que aún conserva en sus calles los aires del importante polo industrial que supo ser. La historia empezó con galpones ubicados en la orilla izquierda del Riachuelo, que se construyeron a fines del siglo XVIII para almacenar cueros, las "barracas".En esos años, Barracas no era una zona habitada y se destacaba por su ubicación estratégica: allí funcionaba un puerto y un arsenal de Marina para evitar posibles invasiones extranjeras. Con el paso del tiempo y el cierre de algunos mataderos que contaminaban la zona, se transformó en un barrio de quintas y casonas, donde residían familias con peso político y social. Estaban ubicadas principalmente en la calle Larga, actual avenida Montes de Oca, la arteria principal de la zona.Edificios clásicos que guarda la Avenida Montes de Oca, principal arteria del barrio (Gerardo Viercovich/)La Iglesia de Santa Felicitas, ubicada en la calle Isabel La Católica entre Pinzón y Brandsen, es una de las construcciones icónicas de Barracas. Combina elementos netamente eclécticos con reminiscencias góticas. Se trata de la única Iglesia de Buenos Aires donde se encuentran estatuas que representan a seglares.La Iglesia de Santa Felicitas, ubicada en la calle Isabel La Católica entre Pinzón y Brandsen, es una de las construcciones icónicas de Barracas (Gerardo Viercovich/)Con el paso del tiempo, hubo demoliciones, obras nuevas y proyectos para cambiarle la cara a la zona. Hoy, en las calles de Barracas se mezcla la presencia de la industria con hitos arquitectónicos, nuevos edificios de vivienda con casas antiguas, parques públicos, hospitales y escuelas con locales comerciales de todo tipo. Se trata de un barrio moderno que deja entrever su identidad, pero que también está en constante proceso de transformación. "Su actual desarrollo tuvo que ver con la expulsión de un montón de actividades del centro. San Telmo fue desplazando a las oficinas porque se llenó de comercios orientados al turismo. Como consecuencia, empezó a florecer. Esto tiene que ver con algo que nosotros siempre decimos: cuando en un barrio pasa una sola cosa, ese lugar no crece, en cambio cuando pasa de todo, no lo podés frenar", sostiene García Resta.Barracas Central, sobre el pasaje Lanín, es una antigua hilandería transformada en ochenta lofts y estudios (Gerardo Viercovich/)Una de las claves del barrio fue la creación del Distrito de Diseño. Sin embargo, los desarrolladores que apuestan a la zona remarcan que, aunque el plan logró atraer inversiones públicas y privadas, quedó a mitad de camino y no llegó a alcanzar el nivel del Distrito Tecnológico, en el barrio vecino de Parque Patricios.Barracas aporta su historia y se transforma para habituarse a las exigencias de los proyectos urbanísticos actuales, donde lo residencial y comercial se integran. Una red de viviendas, organizaciones, clubes barriales y bodegones se entrelazan con locales de marcas más nuevas e imponentes proyectos inmobiliarios, que cada vez desembarcan más en la zona. El cambio que se advierte en las calles del barrio tiene que ver, en parte, con la iniciativa privada que hace años se interesó en adquirir fábricas desactivadas por décadas para recuperarlas.Uno de esos edificios está sobre la Avenida Montes de Oca al 100 y es el que albergó a la fábrica de galletitas Bagley desde 1892. La construcción fue ganando terreno hasta ocupar toda la manzana. Dejó de funcionar en 2004, cuando pasó a manos de la multinacional Danone, que decidió su traslado a la ciudad de Villa Mercedes. Desde 2005, la firma Copelle S.A. y el estudio Lopatin Arquitectos reformuló el espacio, donde ahora se encuentra el Edificio Moca. Tiene cinco pisos con 224 departamentos de distintas tipologías y un fuerte combo de amenities que incluyen solarium, spa, gimnasio y piscinas. En la planta baja, hay una serie de locales comerciales y en el subsuelo, dos niveles de cocheras. En el mismo terreno, se desarrolla Moca 2."Es un lugar clave de Barracas porque está a cuatro cuadras de Constitución, donde tenés tren, subte y Metrobus y a seis de Puerto Madero", cuenta Daniel Mintzer, CEO de G&D Developers, a cargo del proyecto. "Apostamos a dos ejes: que el edificio tenga la mayor cantidad de amenities y que ofrezca un precio accesible, en el orden de los US$1600 o US$1700 el m2, con un financiamiento en cuotas en pesos actualizadas por el índice CAC. Tenemos valores competitivos: un departamento de un ambiente está US$45.000, uno de dos US$70.000 y uno de tres US$110.000â?³, afirma.El emprendimiento Torres Solares tiene 220 unidades y fue uno de los primeros desarrollos importantes en la zona (Gerardo Viercovich/)"Hace cinco años explotó. Vas por Montes de Oca y hoy no se puede alquilar un local. Cada cosa que se pone genera un círculo virtuoso sobre lo nuevo. De repente es el barrio donde tenés todo, los precios no subieron y está estratégicamente bien ubicado en la ciudad. En la manzana donde estamos construyendo nosotros hay tres edificios, el nuestro y dos más lanzándose", enfatiza.¿A qué se debe el crecimiento de Barracas? Mintzer, cree que tiene que ver con el aumento de precios de otras zonas, por ejemplo, Puerto Madero. "Hubo un derrame proveniente de ahí. El dique 1 y Barracas están cerca y por ocho cuadras te encontrás con una diferencia de US$1000 por m2â?³, indica. El segundo punto, destaca, es el desarrollo propio de la zona.En el Pasaje Lanín, cerca de 40 frentes de casas fueron intervenidos por artistas (Gerardo Viercovich/)Además, sostiene que el barrio tiene un componente local tradicional fuerte que hace que se genere una combinación entre "galpones y edificios nuevos con un enlace de arquitectura hermosa", que tiene un encanto particular que la gente suele buscar. Por último, explica: "Lo que hoy todos quieren es vivir en un lugar cerca de accesos, pero que en su cuadra se respire un aire barrial y tranquilo. Eso se da en Barracas".3. Chacalermogiales (Chacarita-Palermo-Colegiales): de zona residencial a área jovenLos aires palermitanos soplan con fuerza. Pasan los años y este barrio estira cada vez más sus límites, emanando un aura cool y moderna que contagia a los barrios vecinos. ¿El resultado de este fenómeno? El triángulo de Chacarita-Palermo-Colegiales, una confluencia en la que se borran sus límites para integrarse y conformar un ícono de la vida porteña.El Mercado de Pulgas es un punto de interés característico del barrio de Colegiales, justo donde termina la zona de Palermo Hollywood (Gerardo Viercovich/)En 1836, Juan Manuel de Rosas adquirió las tierras que hoy componen Palermo y construyó en ellas su residencia, ubicada en la esquina sudeste de las actuales avenidas del Libertador y Sarmiento. Dos años más tarde, fue sede de la Escuela de Artes y Oficios, del Colegio Militar y de la Escuela Naval. En 1875 se inauguró el parque Tres de Febrero; más tarde, el Jardín Botánico y el Jardín Zoológico. El tango se estableció también en Palermo: el Café de Hansen -demolido en 1912- fue su escenario, cuando el arroyo Maldonado todavía se encontraba abierto al cielo. Poco a poco desaparecieron los restos del pasado.Mirabilia Desarrollos desarrolló su primer edificio de oficinas con la marca sobre la calle Fitz Roy (Gerardo Viercovich/)Durante muchos años, Palermo fue un barrio de talleres mecánicos y textiles que trabajaban en un entorno vecinal de conventillos y calles empedradas. Una zona con una fuerte impronta residencial que, poco a poco, empezó a ver la proliferación de locales gastronómicos y propuestas culturales de todo tipo. El crecimiento se aceleró a partir de 2011, cuando se aprobó la creación del Distrito Audiovisual, que abarca también a Paternal, Colegiales, Chacarita y Villa Ortúzar, lo que propició la llegada de empresas de esa industria y puso a girar la rueda: llegaron nuevos comercios y proyectos de viviendas.Bares y restaurantes con un aura moderna emergen en cada esquina de Palermo (Gerardo Viercovich/)Esa oleada, que ahora se expande hacia Chacarita y Colegiales, tuvo su puntapié inicial en la elevación de la traza del ferrocarril San Martín. Esos cambios difuminaron las fronteras de los barrios e impulsaron el avance progresivo de nuevas construcciones. Es que los desarrolladores más osados vislumbraron un cambio importante y decidieron apostar por la zona.Uno de los proyectos que hoy está en desarrollo en Chacalermogiales es el de la desarrolladora Northbaires: lanzó OM Palermo en la manzana donde estaban emplazadas las viejas oficinas de la productora Polka. Allí, construirán dos edificios de 10 pisos sobre el predio ubicado en Jorge Newbery, Maure y las avenidas Álvarez Thomas y Córdoba. "Lo más atractivo del proyecto es justamente el terreno en el cual se hará, que atraviesa toda la manzana. Cada edificio estará ubicado a una cuadra del otro, lo que genera que se forme un pulmón natural donde colocaremos toda el área de amenities", cuenta Gustavo Korenblit, gerente comercial de la empresa.Vista aérea del terreno donde se construye OM Palermo (Gerardo Viercovich/)"En los últimos años, la zona se empezó a transformar hasta convertirse en un polo gastronómico", explica Graciela Muradas, gerente de emprendimientos urbanos de Toribio Achával, que comercializará el proyecto. Hace 10 años, el barrio donde se emplazará OM Palermo era, según la broker, un lugar de casas bajas, con un ambiente familiar y barrial, donde para impulsar una propuesta gastronómica o comercial "había que trasladarse". "Ahora eso no sucede. El barrio crece y se abastece a sí mismo. Hoy es un área de entretenimiento, arte y moda", completa. A pocas cuadras de allí, se encuentra Concepción, un proyecto de Avalon Consultoría Urbana en Colegiales, con un desarrollo de más de 80.000 m² en una zona que parecía olvidada en el tiempo.La Plaza Mafalda es uno de los puntos señalados como "costura" entre los distintos barrios del triángulo (Gerardo Viercovich/)Un corredor que se consolida en la zona y condensa una fuerte expectativa de revalorización es Niceto Vega. Allí había cuadras con talleres y obras chicas. Hoy hay unas 10 construcciones importantes en curso. "Comenzamos hace siete años comprando el primer lote y empezamos a percibir una transformación en la zona. Llegamos a la conclusión de que, por sus características y los cambios que se estaban llevando a cabo, iba a haber una fuerte transformación residencial", cuenta Gustavo Glazman, socio director de Infinity Line Desarrollos Inmobiliarios. Además, agrega que la eliminación del puente de la avenida Juan B. Justo jerarquizó la zona. En números, estima que los valores de venta terminados para vivienda están entre los US$3000 y los US$3500, el metro dependiendo de la categoría y de las terminaciones. "Esta es una zona que ya está revalorizada, es el lugar por excelencia donde los jóvenes quieren tener su primera vivienda, también las familias jóvenes", comenta. Glazman tiene tres proyectos sobre este corredor, dos de viviendas de entre uno y tres ambientes con amenities (uno de ellos terminado) y otro de oficinas.El corredor Niceto Vega se consolida y empuja la revalorización de la zona (Gerardo Viercovich/)Su apuesta tiene explicación. En números, este polo inmobiliario dominado por Palermo y Villa Crespo en la última década había registrado la construcción de unos 100.000 metros cuadrados de edificios de oficinas de entre 2000 y 34.000 m² rentables. En la actualidad, tiene en obra una cifra que duplicará los metros cuadrados existentes, distribuidos en unos seis proyectos de primer nivel. "El proceso constructivo que está viviendo este submercado cambiará no solo la dinámica de estas zonas sino que, además, las convertirá a cada una de ellas en barrios de usos mixtos. Cuando eso sucede los lugares pasan a tener una vida 7x24 y eso rápidamente encuentra su rebote en el comercio, en los espacios gastronómicos y en los locales de servicios. Sin dudas, no solo cambia la fisonomía, sino también la dinámica social y económica del lugar", cuenta Domingo Speranza, CEO de Newmark Knight Frank Argentina.Los Silos de Dorrego, el primer complejo industrial que se transformó en viviendas tipo loft (Gerardo Viercovich/)Según Glazman, Palermo ya dejó de ser solo un polo gastronómico y de esparcimiento. "Con la llegada de las oficinas se transformó en uno de los barrios preferidos del público joven para vivir y trabajar. Es un lugar que, en los últimos tiempos, se convirtió en un aspiracional que suele cautivar por su ritmo de vida propio y por su fisonomía", comenta el desarrollador.Vista aérea de la Avenida Juan B Justo, en Palermo, con nueva fisonomía (Gerardo Viercovich/)Hacia el norte, en Colegiales, aparecen otros dos proyectos de renombre. En Moldes 800, a metros de la estación, las desarrolladoras Fernández Prieto y G&D Developers proyectan Distrito Colegiales. Se trata de dos edificios tipo condominio de nueve pisos cada uno, con unidades de uno a tres ambientes, en las tierras que SanCor Seguros compró a la Agencia de Administración de Bienes del Estado. La inversión prevista es de US$25 millones y las unidades arrancarán en los US$70.000. "Cuando se hace algo por la ciudad, enseguida te responde desde el punto de vista del producto", destaca Mintzer. Emplazado en parte de los terrenos del viejo playón ferroviario del ferrocarril Mitre, en pleno centro del barrio, es una zona a la que el mercado le pone fichas desde que el Estado sacó a la venta las parcelas para desarrollos residenciales y área verde. En la misma línea, en Vidal al 1400, frente al nuevo parque ferroviario de Colegiales, se construirá Depart, un emprendimiento de US$15 millones del grupo desarrollador Uno en Uno.Otra apuesta importante en la zona es la que hace la desarrolladora RED, con el proyecto de Dorrego Mío en la avenida Dorrego al 900, más cerca de Chacarita. "Fuimos viendo la transformación del área. De pronto, empezaron a florecer negocios y comercios, mucha gastronomía con onda y es por eso que lanzamos este proyecto residencial apto profesional", relata Alejandro Reyser, socio y Director Comercial de la firma. El emprendimiento se encuentra a la vuelta del moderno edificio del Banco Galicia, otro de los hitos que le cambió la cara al barrio. El desarrollador vaticina que Chacarita se poblará de un público "joven, moderno, millenial, amigo de la tecnología, el trabajo híbrido, el ejercicio y la onda del wellness".El imponente edificio del Banco Galicia fue una apuesta fuerte por parte de la entidad en el barrio de Chacarita (Gerardo Viercovich/)Elbio Stoler, director de ADN Developers, también con desarrollos en el área, aporta su mirada: "La obra civil ayuda muchísimo en la transformación de las zonas y también hay una cuestión de mercado. Las zonas establecidas van tomando valores más excesivos y van desarrollándose las cercanías de esos barrios", analiza.Donde algún día ploriferaron talleres mecánicos, hoy florecen bares, restaurantes, vermuterías y cafés, tiendas de ropa de última moda, librerías y barberías. Las bicicletas copan la escena, en las plazas y en las veredas se respira un aire joven y canchero entre los clásicos murales pintados en las fachadas. Sin dudas, es una de las zonas porteñas que más se transformó. "Mi Buenos Aires querido, cuando yo te vuelva a ver...", cantó algún día Carlos Gardel. Hoy, si sus ojos volvieran a ver la ciudad, ¿la reconocerían?Pérdida de la cultura de los barrios: el debateLos cambios en los barrios despiertan distintas posturas. La cuestión que se plantea de fondo es hacia dónde está yendo la ciudad. Uno de los principales debates gira en torno a los riesgos de la gentrificación, un término adaptado del inglés con el que se alude al proceso en el cual la población original de un sector, generalmente céntrico y popular, es desplazada progresivamente por otra de un nivel adquisitivo mayor, debido al aumento de proyectos inmobiliarios que provoca un aumento del costo habitacional en esas zonas.Al respecto, García Resta afirma que no ve ese riesgo. "La ciudad es tan grande que todavía cuando derrama, derrama hacia el barrio de al lado, no desplaza hacia el resto del distrito. Es tan poco densa que la gente puede seguir viviendo en su lugar y hay oferta", explica.Espasandin, por su parte, tiene "una posición pragmática". Considera que es "inevitable" que algunos sectores que son buenos en términos de calidad urbana, espacio público y densidad empiecen a "verse con buenos ojos" para desarrollar proyectos. "Es lo que pasa inevitablemente. No es lógico que en una manzana vivan 40 familias, lo más lógico en un centro urbano es que vivan 120, aunque desde el punto de vista romántico, me encantaría que la transformación se dé respetando el espíritu del lugar, que no haya torres de escala y estética distinta del barrio", aclara.Márquez sí ve riesgos en los cambios que hoy se producen en los barrios porteños y cuestiona: "Las gentrificaciones no solo son injustas, son efímeras y banales. Cuando pasan su cuarto de hora, lo que queda son áreas degradadas", reflexiona.La discusión está abierta. Mientras tanto, los barrios no detienen su metamorfosis.

Fuente: Página 12
13/10/2021 19:18

Los problemas de salud mental en los barrios populares

Catalina De'Elía y Diego Schurman, conversaron con representantes de la sociedad civil, para conocer las carencias que enfrenta la población en estos sectores y que generan diversas afecciones psicológicas.

Fuente: Página 12
12/10/2021 00:00

Viaje a barrios populares

Fuente: Ámbito
08/10/2021 13:42

Maratón de Buenos Aires 21K: habrá cortes de calles en cinco barrios porteños

Las principales vías afectadas serán las avenidas Figueroa Alcorta, Del Libertador, de Mayo y 9 de Julio. Habrá cortes totales desde el sábado a las 22 hasta el domingo a las 18.

Fuente: Ámbito
08/10/2021 13:42

Maratón de Buenos Aires y 21K: habrá cortes de calles en cinco barrios porteños

Las principales vías afectadas serán las avenidas Figueroa Alcorta, Del Libertador, de Mayo y 9 de Julio. Habrá cortes totales desde el sábado a las 22 hasta el domingo a las 18.

Fuente: Página 12
06/10/2021 00:01

En los barrios populares

Fuente: Clarín
05/10/2021 16:08

La historia de Martín Ferreira: empezó a sus 22 años y hoy hace 17 que ayuda a más de 450 familias de barrios vulnerables

Fundador de SonRisas, una asociación civil de Esteban Echeverría, es uno de los 8 seleccionados para la final del certamen que reconoce proyectos solidarios.

Fuente: Página 12
04/10/2021 02:55

Las mujeres están a cargo de más de 9 mil hogares de barrios populares en Salta

De acuerdo al Renabap, en la provincia de Salta, existen 154 barrios populares; en los que hay 9.127 hogares a cargo de mujeres, sobre un total de 12.854 familias encuestadas.

Fuente: Página 12
30/09/2021 00:01

Trabajo, comida y vivienda, las preocupaciones en los barrios del conurbano

La inserción laboral, el acceso a los alimentos y los planes habitacionales son las prioridades en los barrios populares durante la pandemia, según un estudio de la Universidad de General Sarmiento.

Fuente: La Nación
27/09/2021 09:18

Con un violento choque en San Cristobal terminó un raid delictivo que se extendió por tres barrios

Fue lo más parecido a una escena de una película de acción. Un raid delictivo comenzó en San Telmo, cuando un hombre y una mujer dispararon contra un hotel. El vehículo en el que circulaban fue interceptado por la Policía, pero quienes viajaban dentro atacaron a tiros a los efectivos y emprendieron la huida. La persecución finalizó en San Cristóbal con dos personas detenidas y una tercera herida.Pasadas las 21 de ayer el encargado de un hotel ubicado sobre la avenida Juan de Garay al 400 denunció ante oficiales de la Comisaría Vecinal 1 C de la Policía de la Ciudad que desconocidos, que se movilizaban en un Volkswagen Bora negro, habían efectuado un disparo contra el frente del edificio.Persecución, tiroteo y choque en San Cristóbal (Captura LN+/)El vehículo de los agresores fue identificado y momentos después interceptado por oficiales de la Comisaría Vecinal 4 A en el cruce de la avenida Amancio Alcorta y Monteagudo, en Nueva Pompeya. Cuando los efectivos le ordenaron al conductor que detuviera la marcha, desde el interior del rodado sospechoso se efectuaron disparos de arma de fuego, por lo cual uno de los oficiales respondió con un disparo.Chucky Giménez: el dealer que quiso reconquistar a su ex con 8600 kilos de marihuanaSe inició entonces una persecución de la que participaron oficiales de la División Motorizada, de las Comisarías Vecinales 4D, 1B, 1C y personal de Brigada, que se extendió hasta Entre Ríos y Carlos Calvo, en San Cristóbal, informaron a LA NACION.Fue en ese cruce que el Bora chocó con un Honda Fit en el que viajaba una mujer que resultó con politraumatismos. En tanto, los ocupantes del Volkswagen, una mujer y un hombre, fueron detenidos. En el lugar se incautó una pistola Bersa calibre .22 y el Bora. Interviene en la investigación la Fiscalía General de la Ciudad.

Fuente: La Nación
27/09/2021 06:18

Elogios y críticas: el fenómeno de Javier Milei en los barrios donde mejor y peor le fue en la votación

"Y sí, es entendible, acá le fue bien", dice Hugo Zappoli sobre Javier Milei. Está pegando el cartel de un local comercial junto a otro empleado, en la avenida de los Corrales, Mataderos. Es justamente en esta comuna, la 9, donde el economista tuvo su mejor performance electoral de la Ciudad de Buenos Aires. Zappoli y su colega se trenzan después en interpretaciones sobre el devenir político del candidato liberal. Uno piensa que sería necesario "algo más moderado". El otro responde que "no va a poder, el sistema se lo va a comer y va a ser un desencanto". La discusión del fenómeno Milei se repite en diferentes puntos de la ciudad. En un recorrido desde Mataderos, la comuna donde más votos sacó, a Caballito, donde peor le fue, LA NACION relevó las diferentes opiniones que despierta el candidato.Quienes lo apoyan muestran su hartazgo con la corrupción y lo destacan como un político nuevo que se atreve a "decir lo que hay que decir". Del otro lado, quienes lo rechazan consideran que se va "al otro extremo" e incluso puede resultar "un peligro".Jubilaciones, personal doméstico y cepo a la carne: los anuncios que prepara el GobiernoEn su debut electoral, el candidato cosechó más de 230 mil votos y se consolidó como la tercera fuerza en la ciudad de Buenos Aires, donde se postuló como diputado nacional. Las primeras encuestas, e incluso los sondeos que circularon durante la misma tarde de la votación, giraban en torno de 6 a 8 puntos. Cerrado los comicios ya apuntaban a los dos dígitos, pero el bunker fue una fiesta cuando se enteraron del 13,7%. Su fuerte estuvo en el sur de la Ciudad pero superó el 12% en todas las comunas. "Lo único que puede hacer Milei es despertar un poco, pero acá en Argentina es imposible de desarrollar, termina siendo neoliberal", asegura Hugo Zappoli. Su compañero de trabajo en Mataderos, Ramiro, coincide y agrega: "Milei no va a poder, el sistema te come y va a ser un desencanto". (Gerardo Viercovich/)"Es la estrella de estas elecciones", afirma Miguel, un hombre de 74 años que atiende un kiosco callejero que armó con tres mesas, varios paquetes de galletitas y algunas golosinas frente al negocio donde trabaja su mujer hace más de 40 años, cerca de la feria de Mataderos. "A mí me gusta mucho, dice lo que tiene que decir. Algún día tiene que llegar alguien nuevo. Mira ahora, toda esta manga de resucitados, todos con causas. Yo llego a robar una gallina y me ponen contra la pared", dice indignado sobre el nuevo gabinete que se formó tras la crisis política que desataron los resultados de las PASO. Y agrega, en referencia a las nuevas medidas: "Yo ya le dije a mis amigos: nosotros vamos a agarrar la plata, pero a estos no lo votamos".Miguel cree que en estas elecciones "pasó lo que tenía que pasar" y coincide con alguna de las propuestas que mencionó Milei, como la de eliminar el Banco Central. "No creo que sea tan impracticable. Quizás [el Banco Central] es una pantalla y hay mucho negocio detrás. A veces son necesarias grandes soluciones para los grandes problemas", reflexiona, mientras abre sus manos y levanta sus cejas con un gesto de incertidumbre."A veces son necesarias grandes soluciones para los grandes problemas", cree Miguel, un hombre de 74 años que atiende un kiosco en Mataderos (Gerardo Viercovich/)Javier Milei se presentó como un outsider que apunta contra la "casta política" a la cual suele definir con insultos. "¡Tiene miedo, la casta tiene miedo!", es la arenga que se escucha en los actos del candidato de la Libertad Avanza. Según el economista, los resultados de las PASO "muestran el hartazgo" de la sociedad hacia los políticos."Dice algo distinto de la economía. Yo tengo un negocio y sé que si gasto más de lo que gano, no me funciona", explica Daniel, un hombre de 39 años a cargo de un puesto familiar que iniciaron sus abuelos, hace más de 70 años, en el Mercado del Progreso, Caballito. "Yo lo voté a Milei, quiero gente nueva. Si viene un joven cualquiera lo voto, antes que a estos", asegura el comerciante, y remarca que el principal problema es que la plata "no alcanza". La misma frase utilizo Patricia, empleada de un puesto cercano: "Quiero gente nueva, que saque a todos estos corruptos"."Yo lo voté a Milei, quiero gente nueva. Si viene un joven cualquiera lo voto, antes que a estos", asegura Daniel que está a cargo de un puesto en el Mercado del Progreso, Caballito (Gerardo Viercovich/)Frente al mercado, David atiende un puesto de diarios y agradece que terminó la primera parte de la campaña, que copó con mesas la avenida Rivadavia. Dice que fue "agotadora". Él atribuye al "hartazgo" los resultados que consiguió Milei, se define "en las antípodas" del liberal y advierte: "Siempre hay una derecha fuerte, fíjate en Francia que esta ["Marine"] Le Pen. Este es un pichón de esos, pero puede convertirse en un peligro".David se define "en las antípodas" de Milei y advierte: "Siempre hay una derecha fuerte. Este es un pichón de esos, pero puede convertirse en un peligro". (Gerardo Viercovich/)"Tiene unas ideas un poco extrañas. Mezcla todo", considera Claribel, que atiende un local de ropa en el centro de Caballito. "A veces es un poco revirado y a veces está bien. Es raro", opina Betty, una mujer que estaba comprando en el mercado. "Yo no voté. Cuando cumplimos 70 años mi marido y yo dijimos hasta acá llegamos. Es agotador", agrega a LA NACION. No fue la única que lo admitió: dos señoras de su misma edad que también caminaban por el mercado reconocieron que no asisten a los comicios desde que cumplieron la edad necesaria para que el voto sea optativo.Mario, que está a cargo de una verdulería, cree que el economista "se va al otro extremo" porque "está haciendo campaña contra la política". "Habla mucho de economía pero el país no se maneja con la economía nada más. La gente vota por el pan y así nos fue", afirma el hombre y asegura que él aprendió a votar "de grande". Hoy, le interesan también las instituciones y se fija en cinco aspectos antes de decidir su voto: justicia, seguridad, economía, corrupción y narcotráfico."Va a llegar al poder y se va a afanar todo", cree Daniel, que lustra zapatos frente al mercado hace más de 10 años. (Gerardo Viercovich/)"El pueblo está harto, quiere trabajar", afirma Daniel, que lustra zapatos frente al mercado hace más de 10 años. Aunque vive en provincia, viaja hasta la ciudad para trabajar siempre en la misma esquina. "Hay que ver si llega", dice sobre Milei y agrega mientras se ríe: "Va a llegar al poder y se va a afanar todo"."Platita" y sonrisas entre los escombros del Frente de TodosEn cada uno de sus actos, Milei remarca que él va a "barrer" a la casta política. Aunque en un principio prefería no proyectar de cara al 2023, hoy asegura que su fuerza se expandirá a nivel nacional e incluso aventuró una fórmula presidencial compartida con Patricia Bullrich. "No es descartable por la afinidad ideológica que tenemos", contestó al ser consultado por El Diario. Después de las PASO, desde la Libertad Avanza sueñan con ser segundos en las elecciones del 14 de noviembre y dejar en tercer lugar al kirchnerismo.

Fuente: Clarín
26/09/2021 20:03

Constructores del Fuego, los artistas que recorren barrios del AMBA con sus grandes obras y luego las queman

Son de Ituzaingó. Preparan una nueva performance a la vera del Riachuelo.

Fuente: La Nación
26/09/2021 19:18

Los barrios más populares para comprar una vivienda en cinco capitales de América Latina

Durante la pandemia, hubo un boom inmobiliario y los precios de las viviendas se dispararon en gran parte del mundo. El valor de las casas a nivel global registró un incremento promedio de 7,3% en el primer trimestre de este año, comparado con el mismo período del año anterior. Se trata del crecimiento más veloz desde fines de 2006, según un estudio realizado por la consultora inmobiliaria británica Knight Frank que analizó el mercado en 56 países.Las mejores frases para celebrar el Día de la Primavera"Los precios de las viviendas están subiendo debido a la pandemia, no a pesar de ella", le dijo el pasado julio a BBC Mundo Kate Everett-Allen, jefa de Investigación Residencial Internacional de la firma. Este incremento en los precios responde a una mayor demanda de viviendas. Pero en América Latina en particular ¿dónde busca la gente comprar?¿Cuáles son los barrios de la región donde más búsquedas se hicieron en los últimos tiempos? Y la pandemia ¿cambió las preferencias? "En general la pandemia ha traído cambios" en las preferencias habitacionales, señala Pedro Romero, director de la Maestría de Economía de la Universidad San Francisco de Quito, en Ecuador.Roma Norte, en Ciudad de México, es la colonia con más búsquedas de vivienda en el primer trimestre del año (Google/)"Pero hay tendencias que ya venían probablemente de antes y simplemente se están reforzando con la pandemia en varios países en la región", le dice a BBC Mundo Romero que analiza el mercado inmobiliario en América Latina. Consultamos a dos inmobiliarias con motores de búsqueda en la región y esto es lo que nos mostraron sobre los barrios, distritos, localidades, colonias o parroquias más solicitados para comprar viviendas en cinco capitales.Empecemos de norte a sur.1. Ciudad de MéxicoLa capital de México cuenta con más de 1800 colonias (o barrios) y la gente busca más viviendas en aquellos sitios que ofrecen condiciones que propician su desarrollo. En el primer trimestre de 2020, las colonias de Santa María La Ribera, Polanco y Del Valle Centro fueron las más demandadas en las búsquedas de viviendas para comprar.Esta es una tendencia que se repite en los últimos años, destacando la popularidad de las colonias con mayor tradición, cerca de los principales centros comerciales y corporativos. Pero con la llegada de la pandemia de Covid, el listado de las colonias más buscadas tuvo significativas modificaciones, según datos de Vivanuncios, uno de los portales más populares en la búsqueda de viviendas en México.Construida por un conde: la única casa que Elon Musk no vendióEn el primer trimestre de 2021 predominaron las búsquedas en Roma Norte, Agrícola Oriental y Del Valle Sur. Así, se observa que hubo un cambio en las preferencias de los compradores, inclinándose más por la comodidad, mayor espacio y precios más asequibles."Gracias a la educación y trabajo remotos, los compradores prefieren alquilar o adquirir viviendas en colonias con tradición habitacional, donde puedan satisfacer la demanda de espacios más amplios, más que buscar inmuebles cerca de las zonas comerciales y corporativas", le dice a BBC Mundo Roberto Esses, director general de Vivanuncios.En Ciudad de México, estos fueron los sectores más escogidos para adquirir propiedades (BBC Mundo/)2. BogotáTradicionalmente, el norte de la capital de Colombia es la zona más popular en la búsqueda para comprar vivienda. De las cinco zonas más demandadas, cuatro están en el norte de Bogotá o cruzando el límite en la misma dirección, en el departamento de Cundinamarca. En una comparación entre el primer semestre de 2020 y el mismo período de 2021, no hubo muchas diferencias en el listado de lugares más populares.Los sitios más demandados son los mismos de un año a otro: Usaquén, Suba y Chía, aunque con una leve variación en el orden, destaca el informe de Properati, una plataforma digital de bienes raíces con presencia en Colombia, Ecuador, Perú, Argentina y Uruguay. Sin embargo, existen algunos detalles a destacar en las tendencias durante la pandemia de Covid-19."Chapinero, la zona más cara de Bogotá, dejó de estar en el top cinco de los barrios más populares para comprar vivienda con la llegada del 2020. Bajó del cuarto puesto al octavo", apunta Properati. Otro de los datos a resaltar es que "el occidente de Bogotá se viene posicionando cada semestre con más fuerza. Engativá, Fontibón y Kennedy en la actualidad son lugares más populares para comprar vivienda que en 2019", añade.Estos son los barrios más populares de Bogotá3. QuitoLas preferencias de barrios, o mejor dicho parroquias, tampoco varió mucho en la comparación del primer semestre de 2020 con el mismo período de 2021 en la capital de Ecuador. Iñaquito se mantiene como la parroquia más deseada para vivir por la clase media y alta en Quito.Dentro de esta zona se encuentran algunos barrios con características similares como: La Carolina, González Suárez y El Batán, señala Properati. Cumbayá, Conocoto, Calderón y Tumbaco son otras de las parroquias con más búsquedas para comprar vivienda. Pero la inmobiliaria destaca que en Pomasqui, en el norte de Quito, la demanda de casas se cuadruplicó, mientras que en Puembo, en el este, se duplicó.Estos son los sitios para vivir más solicitados de Quito4. LimaEl centro de la capital de Perú es el más popular en la búsqueda para comprar vivienda. La pandemia parece no haber modificado las preferencias de la gente a la hora de buscar vivienda para comprar.El país donde el año dura 13 meses y que todavía está en 2014Los distritos más demandados son Miraflores, Santiago del Surco, San Miguel y Magdalena del Mar, y esto se mantienen así desde hace dos años, señala Properati. "Pueblo Libre, en Lima Moderna, es el distrito que más creció en popularidad desde el 2019. Subió del noveno puesto al cuarto", resalta.En Lima, Perú, estas fueron las zonas preferidas5. Buenos AiresLa demanda de propiedades en la ciudad de Buenos Aires no registró mayores cambios en las preferencias de búsquedas. Los barrios más populares para buscar vivienda en el primer semestre de 2021 son Caballito, Almagro, Palermo, Belgrano y Villa Crespo, casi los mismos que el año anterior."Al contrario de lo que sucedió en los otros tres países analizados, en Buenos Aires no hubo un crecimiento destacable. Las métricas muestran que los barrios que destacan son los que menos decrecieron en estos años", analiza Properati. Los barrios de Chacarita, Villa Crespo y Colegiales presentaron una mayor demanda en las búsquedas pero aún no llegan a integrar el listado de los "más populares".Estos son los barrios más populares de Buenos AiresCambios de tendenciaDurante la pandemia se observaron algunos cambios de tendencia en las demandas de aquellos que buscan vivienda en varias de las capitales de América Latina analizadas. Pero todavía es muy pronto para determinar si esas modificaciones en las búsquedas se mantendrán en el tiempo.El trabajo en casa, como una de las medidas para evitar los contagios de Covid, hizo también que las compras virtuales se vuelvan más comunes y eficientes. "El crecimiento del comercio electrónico contribuyó, ya que ya no es estrictamente necesario ubicarse cerca de las plazas comerciales y supermercados para adquirir todos los productos necesarios para disfrutar de una vida cómoda", opina Esses de Vivanuncios.El barrio de Recoleta, en Buenos Aires, dejó de estar entre los "populares" en las búsqueda de vivienda para comprar (Hernan Zenteno/)"El listado de mejores colonias para vivir en CDMX se modificó respecto a las tendencias históricas. Con la llegada de la vacuna contra el Covid y la recuperación económica, se verá si estos cambios son permanentes o regresan las tendencias anteriores", analiza. La pandemia hizo también que mucha gente empezara a revaluar las comodidades de su vivienda y priorizar otros aspectos de su vida.El ambicioso plan del príncipe Carlos que enfurece a su madre, la reina Isabel"La pandemia estableció nuevas condiciones y necesidades para las personas", analiza Andrés Vega, director ejecutivo (CEO) de Properati. "Cuando analizamos los barrios que más crecieron en búsquedas (entre los semestres de 2020 y el primero de 2021) nos fijamos que destacan lugares de clase media. Estas zonas comparten una característica principal y es que ofrecen oportunidades de crecimiento inmobiliario", añade."Además, en estos barrios se ofrecen viviendas amplias o con acceso a áreas descubiertas", dice Vega. Del mismo modo, el profesor Romero resalta que "se vio una preferencia de las personas a buscar más espacios verdes y abiertos. No estar en edificios donde hay que usar ascensores y compartir muchos espacios comunes".Iñaquito, en Quito es la parroquia en donde más se busca vivienda (Google/)Pero también existe otra tendencia anterior a la pandemia: el cuidado de la salud. "La gente está preocupada por tener un mejor ambiente, salir de la contaminación ambiental y acústica que existen en el centro de la ciudad", opina el experto en el sector inmobiliario."Me parece que hay tendencias que ya venían de antes y que probablemente la pandemia hizo que se reforzaran. Fue como decir: miren, aquí hay otro pretexto para que salgamos de la ciudad", observa.

Fuente: Página 12
26/09/2021 04:23

Buscan dar luz verde al programa de regulación e integración de barrios populares

El sustento de la iniciativa está en la Ley Nacional N° 27.453, que crea el Régimen de regularización dominial para la integración socio urbana.

Fuente: Infobae
25/09/2021 12:39

Remodelación en barrios populares: el programa "Mi Pieza" generó más de 19.000 preinscripciones en las primeras 48 horas

Los montos son de 100 mil o 240 mil pesos y el cobro por parte del beneficiario será a través de ANSES en dos cuotas del 50%. El Ministerio de Desarrollo Social informó que el dinero proviene del Aporte Solidario Extraordinario a las grandes fortunas y el impuesto PAIS

Fuente: La Nación
24/09/2021 15:18

Evacúan los barrios de Tajuya y Tacande por aumento de la explosividad del volcán de La Palma

La Dirección General de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias, en aplicación del Pevolca, ha ordenado este viernes la evacuación de los vecinos de los barrios de Tajuya y Tacande --los que aún no había sido evacuados-- debido a la intensificación de la actividad explosiva en Cumbre Vieja.Además, ha aumentado la inestabilidad del edificio volcánico y los materiales emitidos pueden alcanzar una mayor distancia y producirse fenómenos como llegadas de cenizas y material volcánico de alta temperatura más allá de la zona establecida como zona de exclusión.Asimismo, resaltan desde el Ejecutivo canario, se pueden producir vibraciones y detonaciones.

Fuente: La Nación
24/09/2021 13:18

"Nos usan políticamente." Los barrios populares, en vilo por el hambre y la desocupación

Tienen voz, además de voto. Y cuando se hace oír, esa voz habla del hartazgo que les provoca el clientelismo, de las dificultades para llegar a fin de mes, de los problemas que les acarrea la falta de agua y cloacas, de comedores y merenderos que parecen haber llegado para quedarse, y de lo difícil que está resultando recuperarse después del tsunami pandémico de 2020.Los habitantes de los barrios populares tocan temas incómodos para la clase dirigente. ¿Alguien los escucha?, fue la pregunta que quedó flotando en el aire después del fracaso electoral del Gobierno en las PASO. LA NACION recorrió algunos de esos barrios y conversó con sus habitantes, para conocer de primera mano cuáles son sus principales problemas y cuán eficiente es la presencia del Estado allí donde la recuperación social es más lenta.Antes del mediodía, el movimiento es incesante dentro del Barrio Ricciardelli -ex villa 1-11-14-, un conglomerado de calles y pasillos completamente colapsado, que habitan unas 70.000 personas. En su interior, los locales de ropa, los supermercados y las casas de cotillón conviven con puestos de venta más precarios. Una persona en situación de calle dispone en la vereda ropa y zapatos para vender. En una valija vieja, ofrece decenas de paquetes de polenta. No quiere fotos.Durante la recorrida, nadie quiere hablar concretamente de su voto en las PASO, pero hay quienes se animan a estimar que la simpatía por Cambiemos y por el Frente de Todos es repartida. De todas formas, se lee mucho escepticismo y descontento hacia la clase política. No se animan a decirlo abiertamente por temor a represalias, pero varios de los vecinos con los que conversó LA NACION -que no quisieron dar sus nombres- aseguran que el pago de cápitas mensuales a punteros es una práctica frecuente en el barrio, como una contraprestación hacia aquel que les consiguió cobrar un plan que, en muchos casos, no les correspondía. Hay otra forma de retribuir también muy popular: el compromiso de asistir a marchas cada vez que sean convocados."Es muy triste ver esto, porque después las pibas no quieren trabajar ni estudiar porque tienen plata. No entiendo cómo el Estado no chequea bien los datos", se lamenta una vecina.En algunas zonas del barrio, la altura de las construcciones impide que penetre la luz de día (Ignacio Sanchez/)Rocío Mazuelos Huaman, sí acepta hablar con LA NACION. Dice que no tiene miedo, que todo lo que tiene para decir, ya se lo ha dicho a cuanto político se cruzó en su camino. "A los habitantes de los barrios nos usan políticamente. El año pasado, cuando fue el pico de contagios de Covid, venían los medios y los políticos estaban, pero cuando el tema pasó de moda, todos se olvidaron. Este uso también lo podés ver en el reparto de mercadería, que no fue equitativo. Los conocidos de los que repartían siempre recibieron más. Y según si repartía Nación, Ciudad o determinada agrupación política, la caja te venía con más o menos alimentos", se queja."Con mi esposo nos vinimos de Perú en los noventa, huyendo del terrorismo. Allí éramos militares los dos y sufríamos persecuciones. Acá hice de todo, aunque más que nada me dediqué al trabajo doméstico. Pero ahí donde antes iba tres veces por semana, ahora, por el miedo al contagio me piden que vaya una", agrega la mujer, madre de dos hijos.La casa de Rocío funciona desde hace años como un espacio en donde la gastronomía es sinónimo de intercambio y capacitación. Desde la pandemia, se reconvirtió también en comedor comunitario (Ignacio Sanchez/)Rocío es delegada del barrio y ofrece la cena a alrededor de 500 personas. Su comedor es parte de una red más amplia, organizada y abastecida por la Iglesia Santa María Madre del Pueblo, como una manera de descentralizar el servicio y evitar aglomeraciones en un solo lugar. Según Juan Isasmendi, el sacerdote que está al frente de la parroquia, mientras antes de la pandemia concurrían 250 personas a pedir un plato de comida, hoy son unas 1500.Orlando Cáceres (59) depende de los comedores comunitarios para que tanto él como su familia puedan comer. Desde la pandemia no pudo volver a trabajar como antes (Ignacio Sanchez/)"Viene mucha gente que nunca en su vida había pisado un comedor. Ahora la cantidad bajó un poco, pero tampoco tanto. Viene gente mayor y también personas que no pudieron volver a trabajar. Acá la gente vive al día, no tiene capacidad de ahorro. Y la mayoría se agarró Covid el año pasado. De los que quedaron con secuelas, no todos pudieron recuperar sus trabajos, en muchos casos por cuestiones de salud", agrega Rocío."El Estado se quedó en la virtualidad"La parroquia Santa María Madre del Pueblo es la columna vertebral de otros espacios que funcionan a su alrededor y que dependen de ella, como un comedor, un club, espacios de esparcimiento para niños y adolescentes, y salas en donde se brinda asistencia de todo tipo. Ubicada sobre la avenida Perito Moreno, a pocos metros de la cancha de San Lorenzo, es, quizás, la puerta de entrada más amigable al barrio. La presencia de personal de Gendarmería en el lugar preanuncia que estamos ingresando en una zona difícil, no apta para el periodismo y las cámaras en algunos de sus sectores.La presencia de Gendarmería, una postal recurrente en las calles del Barrio 1-11-14 (Ignacio Sanchez/)En un pequeño despacho, ubicado entre el comedor y la iglesia, trabaja el padre Juan, como todos lo conocen. En los cuatro años que lleva allí, Isasmendi asegura que ha venido observando un proceso de deterioro social en la vida concreta de quienes viven allí. Y que ese deterioro va generando una fragilidad que lo preocupa. "A partir de la pandemia el Estado se quedó en la virtualidad, pero la gente sencilla no habita la virtualidad. Esto los convierte en ciudadanos de segunda a la hora de ejercer ciertos derechos, como pedir el DNI", se lamenta el párroco.A su entender, en el barrio falta una presencia eficaz e inteligente del Estado. "No puede ser que el Renaper o la ANSES no tengan presencia aquí. Tampoco hay una política habitacional concreta. Falta un acompañamiento adecuado para la tercera edad. Hay poco trabajo: mucha gente no tiene trabajo y no sabe en dónde pedirlo ni cómo pedirlo", agrega Isasmendi.Según Juan Isasmendi, en el barrio Ricciardelli "falta una presencia eficaz e inteligente del Estado" (Ignacio Sanchez/)No muy lejos de donde se ubica Rocío, Yoli vive con sus cinco hijos. Dos están en la secundaria, dos en la primaria y el quinto está exceptuado por problemas de salud. "El año pasado fue muy difícil que hicieran las tareas porque teníamos solo un celular para todos, incluido para mí. Fui a hablar a la escuela y nos prestaron una computadora, pero no tenemos wifi, así que los más grandes se iban a la salita o a la parroquia para pescar señal. Fue muy duro todoâ?¦", recuerda la mujer que, junto a Carmen, una vecina, también maneja un merendero: "El merendero de Guadalupe".En el Barrio Ricciardelli viven alrededor de 70.000 personas (Ignacio Sanchez/)"Este barrio tiene mucha población migrante. No sé si es por eso o porque estamos en una zona más periférica, acá no ves el desembolso de recursos que hay en otros barrios", agrega Yoli mientras, acto seguido, sugiere guardar cámaras y celulares en una zona poco segura. En algunos tramos apura el paso, inquieta. "Acá se respeta bastante eso de que si sos de acá, no te pasa nada, pero nunca se sabe", explica.Trabajar más para vivir como siempreA varios kilómetros de allí, uno de los hijos de Sonia Ovelar, apura la echada de cemento por temor a que la lluvia le arruine los planes. Estamos en San Martín, uno de los distritos en los que, contra todos los pronósticos, el Frente de Todos no logró imponerse en las PASO. El barrio se llama Costa del Lago, pero nada en su fisonomía le hace justicia al nombre. No sólo no hay lago, sino que sus costas no son nada idílicas, porque se asientan como pueden sobre terrenos parcialmente ganados a los basurales. Está ubicado relativamente cerca del predio del Ceamse, entre distritos como Loma Hermosa y José León Suárez.Parte del barrio Costa del Lago, ubicado en San Martín, se asienta sobre terrenos ganados a los basurales (Ignacio Sanchez/)A Sonia, de 46 años, le hubiera gustado ser contadora. Llegó hasta cuarto año del secundario y no pudo continuar. Crió a seis chicos que van entre los 23 y los 13 años. Cuenta que es jefa de familia y que su gran orgullo es estar logrando que sus hijos estudien.Sonia Ovelar junto a su nieta (Ignacio Sanchez/)"Me deslomo trabajando con la costura. Si tengo que trabajar hasta las doce de la noche, lo hago. Si tengo que hacerlo hasta las seis de la mañana, lo hago. Esto fue con este gobierno y con los anteriores, nunca nadie hizo algo que me cambiara la vida, siempre dependí de mi trabajo. Pero en los últimos años tengo que trabajar cada vez más para vivir igual, porque la plata alcanza cada vez menos. En la escuela de los más chicos me dan mercadería, pero la carne y la verdura las tenés que comprar y los precios están por las nubes. Lo mismo con los artículos de limpieza", se lamenta.Llegó al barrio hace doce años y pudo comprarse un terreno. "Tenemos agua potable pero cloacas todavía no. Ahora están llegando. Estamos pagando todos los meses para que hagan la tirada de caños. La conexión corre por nuestra cuenta, así que ya compramos los materiales", explica.En la casa de Sonia, apuran la echada de cemento antes de la lluvia (Ignacio Sanchez/)A pocas cuadras vive María, una mujer de 54 años que crió 8 hijos. Durante la semana, trabaja en Pequeños Pasos, una organización ubicada en Loma Hermosa, que asiste a familias que están en riesgo social en diferentes dimensiones: Educación, Salud, Nutrición, Trabajo e Integración Social. En su sede funciona un jardín de infantes. "Yo suelo estar en la sala de bebés, donde ves de todo. Hay bebés que llegan bien nutridos pero otros no tanto", reconoce la mujer.En el merendero de María, es frecuente ver que se acerquen niños sin el cuidado de un adulto (Ignacio Sanchez/)Los sábados, o cuando consigue donaciones, María organiza un merendero en su casa. "Tenemos un grupo de Whatsapp en el barrio, así que yo pongo y los chicos vienen. Se nota que el trabajo empezó a reactivarse, pero el problema es el de siempre: con quién dejar a los chicos. Así que los nenes vienen solitos muchas veces. También ves a hermanitos mayores de diez o doce años, que quedan al cuidado de los más chicos, a veces de meses", se lamenta.Algo de eso le ocurre a María, una joven de 25 años con tres hijos de 2,3 y 4 años. "Hoy ni puedo pensar en trabajar y menos estudiar, porque tengo que ocuparme de mis hijos. Cuando tengo que salir, tengo que pagarle a alguien para que los cuide y no tengo plata", reconoce la mujer, que recibe un subsidio de 14.000 pesos y se las rebusca como puede con los cien pesos diarios que recibe por retirar a un nene del jardín y llevarlo a su casa. Su casilla es íntegramente de chapa y no tiene puerta. Está ubicada en una parte ascendente del barrio, en un terreno no muy bien asentado, justo en la orilla de un hoyo que funciona como basural. No tiene baño ni agua. "Tengo que tener cuidado con los chicos y las ratas", reconoce.La casa de María está al borde del basural. "Tengo que tener cuidado con los chicos por las ratas", asegura (Ignacio Sanchez/)Hace dos años, después de una lluvia fuerte, a María comenzó a desmoronársele la casilla en la que vive con sus hijos y su pareja, quien hace changas de albañilería y está indocumentado. "Cuando pasó eso nos fuimos un tiempo. Alquilamos por unos meses con mi pareja en otro lado. Pero la plata no nos alcanzaba, así que tuvimos que volver", explica. Y agrega que, como pueden, están viendo de construir un poco más adelante. "Esperamos poder terminar el año que viene", finaliza.María y su familia no tienen agua ni baño. La casilla que habitan no tiene puerta (Ignacio Sanchez/)Muchos de los chicos del barrio asistieron o asisten a Pequeños Pasos, que también brinda talleres. "Nuestro trabajo alcanza actualmente a unos trescientos chicos procedentes de familias que se encuentran en diferentes situaciones socioeconómicas. Pero los más vulnerables, los que más nos necesitan, no llegan, tenés que ir a buscarlos", explica Vanesa Pérez, directora de Infancia, Niñez y Adolescencia de la institución, quien agrega que, desde hace seis meses, el lugar funciona sin apoyo estatal por falta de pago."Estamos sosteniendo lo que hacemos con mucho esfuerzo porque las familias que llegan aquí cargan historias marcadas por el abandono estatal. Nosotros no los podemos abandonar también porque, además, hay mucho por hacer. Va a costar mucho volver al estadío previo a la pandemia, que ya de por sí era crítico", agrega Pérez, docente de profesión.Vanesa Pérez (izq.) junto a Mariana Pinea, la asistente social de la institución (Ignacio Sanchez/)La mujer asegura que, en barrios periféricos con los que trabajan, como Costa del Lago, la presencia estatal ha sido intermitente durante el año último. "El año 2020 fue durísimo, por ejemplo, en términos educativos. Eso de que 'Los pobres no tienen para comer, pero tienen celular' es un mito, no es real. Y hacer tareas por Whatsapp es dificilísimo. El daño que hizo la pandemia fue muy grande -concluye-, pero todavía hoy no se ven acciones del Estado bien articuladas, que busquen recuperar el terreno perdido".Para contactarse con la parroquia Santa María Madre del Pueblo: 15 2827 1896 (secretaría parroquial), www.madredelpueblo.orgPara colaborar con El merendero de Guadalupe, ubicado en el Barrio Ricciardelli: 11 6728 8046 (Yolanda o Carmen)El merendero de María, ubicado en el barrio Costa del Lago recibe donaciones de ropa: 11 5471 4332Si querés conectarte con Pequeños Pasos: www.pequenospasos.com, info@pequenospasos.com

Fuente: Página 12
23/09/2021 13:14

Mi Pieza, el programa del Gobierno para mujeres que vivan en barrios populares y necesiten ampliar o mejorar sus viviendas

En la primera etapa está previsto que llegue a 27 mil mujeres. Se otorgará por sorteo, como el Procrear, pero priorizando a víctimas de violencia de género, con discapacidad, con arresto domiciliario o que vivan en condiciones de hacinamiento o en hogares de extrema precariedad.

Fuente: La Nación
19/09/2021 04:36

El larretismo analiza el "boom Milei" en los barrios populares

Los buenos resultados que logró la fuerza encabezada por Javier Milei en la Ciudad de Buenos Aires el domingo pasado son analizados con cautela en el oficialismo porteño, que evita magnificar el fenómeno pero tampoco lo subestima. El economista libertario logró posicionarse como la tercera fuerza en la Ciudad, con un promedio de casi 14 puntos, y una cosecha de votos bastante homogénea en los barrios porteños, pero incluso mayor en el Sur del distrito gobernado por Horacio Rodríguez Larreta.Milei consiguió el 14,06% de los votos en la Comuna 1 (Retiro, Constitución, San Telmo, Puerto Madero, Montserrat y San Nicolás), el 13,78% en la Comuna 4 (La Boca, Barracas, Parque Patricios y Nueva Pompeya.) y el 14,88% en la Comuna 8 (Villa Soldati, Villa Lugano y Villa Pueyrredón). Son los sectores en los que mejor rindió la lista encabezada por María Eugenia Vidal. En la Comuna 9 (Liniers, Mataderos y Parque Avellaneda) alcanzó el 15,03%. El economista libertario triplicó en las zonas más vulnerables los votos del Frente de Izquierda y de Ricardo López Murphy; este último tuvo un mejor rendimiento en el norte de la Ciudad. El Frente de Todos -que quedó posicionado como la segunda fuerza- empeoró allí su rendimiento respecto de las PASO de 2019, cuando había logrado imponerse holgadamente las zonas más populares.En declaraciones públicas después de las PASO del domingo pasado Rodríguez Larreta aludió al fenómeno Milei y se refirió a la cosecha de votos que obtuvo el espacio Libertad Avanza como "expresiones minoritarias".Javier Milei (Tomás Cuesta/)El Pro mejoró su performance en los barrios populares respecto de las PASO de 2019, y revirtió incluso el mal resultado que había obtenido en la Comuna 4, donde el Frente de Todos había logrado imponerse. En la Comuna 8 el Pro quedó tan solo 482 votos debajo del Frente de Todos pero mejoró su performance. Pero el apoyo que cosechó el economista libertario, sobre todo en los barrios más vulnerables de la Ciudad, encendió algunas alarmas Uspallata.En las mesas de campaña de Juntos por el Cambio evalúan el perfil de los votantes de Milei a la espera de los datos de los focus groups. "Aceptamos que es un tipo que rompe con la política tradicional y que interpela a un sector, sus resultados sorprendieron", dijeron fuentes del gobierno porteño a LA NACION. También consideran que Milei fue favorecido por la fuga de votos que sufrió el Frente de Todos: en las comunas del Sur más del 10% de los votos del Frente de Todos fueron hacia los libertarios, analizaron en el oficialismo.María Eugenia Vidal junto a Ricardo López Murphy, Martín Tetaz y candidatos de su espacio político (Prensa Vidal/)En campaña, Milei recorrió zonas populares de la Ciudad y mercados de barrio. Después de las PASO dijo que buscará captar a los votantes de López Murphy y que su ambición es dejar al Frente de Todos posicionado como la tercera fuerza en la Capital Federal.En Uspallata dicen que el foco estará puesto profundizar el trabajo territorial, un frente del cual se encargó mayoritariamente la ministra de Desarrollo Humano y Hábitat, María Migliore.Migliore comanda la agrupación política La Popular, el brazo territorial que buscó durante este último año generar representación simbólica en los barrios populares y fidelizar el voto de los sectores más vulnerables. La organización, que se empezó a ver seguido en las calles de los barrios durante este año, y que generó cierto recelo en un sector del oficialismo porteño, busca imprimirle un sello militante a los barrios de la Ciudad, pero también tiene ambiciones de expandirse más allá de la General Paz.Horacio Rodríguez Larreta visitó una sede de La Popular junto a María Migliore después de las PASOSurgió después de los malos resultados que obtuvo el Pro en 2019 en las zonas más vulnerables de la Ciudad, bajo la lógica de que "solo con cemento no alcanzaba" y pese a la actitud purista -según las palabras de una fuente larretista- de algunos dirigentes de Pro que se resistían a fomentar la mística partidaria de la militancia en las filas del partido.La agrupación ya tiene 15 locales partidarios en el territorio porteño y uno en la ciudad de Bahía Blanca, en miras a expandirse por la provincia de Buenos Aires. Según fuentes de la cartera conducida por Migliore, se financia con donaciones.Ayer Rodríguez Larreta recorrió el barrio 31 con Migliore. Fue la segunda actividad del alcalde porteño en barrios populares en menos de una semana. Dos días después de las PASO participó de una actividad de la agrupación La Popular en el barrio Nágera, en una suerte de gesto de apoyo político a la ministra, después de una serie de tensiones que atravesaron al gobierno porteño y que implicaron cambios en el gabinete en plena campaña.

Fuente: Perfil
19/09/2021 01:36

Habilitarían la construcción de torres en 12 barrios porteños

Esta semana se tratarían en la Legislatura los dos proyectos de ley que impulsan modificaciones a normas de edificación vigentes. Leer más

Fuente: Clarín
18/09/2021 09:43

Tras el golpe en las PASO, Barrios de Pie sale a buscar a los que no fueron a votar en 1.500 barrios de la Provincia

Daniel Menéndez, coordinador de la organización, asegura que un 30% de los habitantes de los barrios populares no participó en las PASO.

Fuente: Clarín
17/09/2021 18:44

Asaltaron casas en barrios cerrados de Pilar: robaron dinero, joyas y celulares

En ambas viviendas maniataron a las familias mientras tomaban las pertenencias. Creen que no se trataría de la misma banda.

Fuente: Ámbito
15/09/2021 00:01

JxC con más adhesiones en barrios populares revirtió dominio de voto peronista

La preferencia por Juntos por el Cambio en zonas de clase baja que hegemonizaba el Frente de Todos, fue otra sorpresa de las PASO porteñas. La asistencia social, clave.

Fuente: La Nación
14/09/2021 10:00

Nuevos barrios porteños. Se abren las calles y llegan más árboles a la ciudad

El Gobierno de la Ciudad prevé plantar más de 16.000 árboles durante este año entre los que colocará en planteras vacías, los que reemplazarán ejemplares extraídos y los que pasarán a ocupar lugares donde no había vegetación. Dentro de ellos están los nuevos barrios y espacios públicos que fueron construidos por el Ministerio de Desarrollo Urbano y el Instituto de la Vivienda de la Ciudad (IVC) en el marco del plan de urbanización y construcción de viviendas.Un ejemplo es el barrio Playón de la Chacarita, ubicado entre las calles Fraga, Teodoro García, Palpa, Céspedes y las vías del Ferrocarril Urquiza. En 2018 se inauguró la extensión de la avenida Triunvirato hasta Federico Lacroze, unos 600 metros que se ganaron sobre terrenos que pertenecieron al Ferrocarril Urquiza y que integraron urbanísticamente al ex asentamiento de la calle Fraga. Este año se colocaron más de sesenta ejemplares de jacarandá en el boulevard de la avenida Triunvirato.Actualmente hay 430 mil árboles en la Ciudad. Los ejemplares pertenecen a la especie o variedad definida para cada cuadra teniendo en cuenta el ancho de la vereda y la calzada, el tipo de tránsito y las especies preexistentes en cada corredor viario. (GCBA/)Allí también se instalaron 15 macetas que contienen más de 300 plantas de diversas especies producidas en el Vivero de la Ciudad.Lapachos en la nueva calle 14En el barrio Mugica -ex Villa 31- se colocaron más de treinta árboles en las zonas donde se realizaron aperturas de calles nuevas. Fueron de especies variadas: lapachos sobre la nueva calle 14 y el sector de viviendas llamado Nueva YPF, anacahuitas sobre la calle 4, jacarandás sobre la avenida Gendarmería y catalpas en el Paseo del Bajo.En el nuevo barrio llamado Mundo Grúa, de Barracas, se construyeron unos 320 departamentos a los que se mudaron familias de la Villa 21-24. Allí se colocó arbolado de alineación con ejemplares nativos. El plan de urbanización desarrollado por la Ciudad y ejecutado junto al gobierno nacional generó un nuevo camino de la ribera en el que se incorporará vegetación a pedido de los vecinos.Plantaciones en el Paseo Malvinas de Villa Soldati. Allí se incorporaron 440 ejemplares de Taruma, una especie nativa, en reemplazo de especies exóticas. (GCBA/)Cualquier vecino de la ciudad puede solicitar plantaciones de árboles a través de la aplicación para teléfonos celulares BA147 o la web gestioncolaborativa.buenosaires.gob.ar/prestaciones. Según informan desde el gobierno porteño, las solicitudes se integran al plan de forestación conforme van ingresando y de acuerdo con las especies requeridas para cada corredor, según lo define el Plan Maestro de Arbolado.Más arboles nativos, menos exóticosEl plan de arbolado previsto para este año contempla la paulatina incorporación de árboles nativos, en detrimento de los exóticos. Es lo que se hizo en el Parque de los Niños de Núñez, donde se plantaron más de 1100 árboles autóctonos entre las especies algarrobo, aromito, timbo, ceibo, lecherón y fumo bravo. En el Paseo Malvinas de Villa Soldati se incorporaron 440 ejemplares de taruma, otra especie nativa en reemplazo de especies exóticas. Más allá de los parques y plazas, se están haciendo plantaciones de prueba de especies nativas en veredas.¿Qué importancia tiene plantar árboles nativos? "Atraen fauna silvestre como mariposas y pájaros y tienen menos riesgos de plagas", apunta Fabio Márquez, licenciado en Diseño del Paisaje especializado en espacios verdes, gestión pública y biodiversidad urbana. "En la Ciudad de Buenos Aires se pueden observar más de 200 especies diferentes de aves y más de 100 mariposas autóctonas que solo se pueden ver en la Reserva de Costanera Sur, en el Parque de la Estación (de Once) o en la Reserva de Lugano. Pero se podrían ver en toda la ciudad si el 98% de las plantas no fueran exóticas", plantea. Es, según dice, hasta casi una estrategia de turismo. Y algo fácil de reparar: "Cuando se hizo el Parque de la Estación nadie nunca había visto una especie en la zona. Al poco tiempo había 27 distintas", explica.En la Avenida de los Italianos, de Puerto Madero, se colocaron álamos (GCBA/)Actualmente hay 430.000 árboles en la ciudad. Los ejemplares pertenecen a la especie o variedad definida para cada cuadra teniendo en cuenta el ancho de la vereda y la calzada, el tipo de tránsito y las especies preexistentes en cada corredor viario.Márquez explica que, lógicamente, los árboles más grandes de la ciudad datan de una época en la que no había tantas construcciones. "Los árboles nuevos deberían ser chiquititos y eso muchas veces no se respeta, como los plátanos que se plantaron en veredas de Once", critica. Si se elige el árbol correcto, asegura, luego casi no necesita poda.El listado de especies permitidas para ser plantadas en la ciudad -algo que solo puede realizar el gobierno- se puede consultar online.

Fuente: La Nación
13/09/2021 14:00

La urbanización en barrios populares es todavía una cuenta pendiente

Nuestro país arrastra décadas de un enorme déficit habitacional estructural. Esto quiere decir que las soluciones que año a año se generan para dar respuesta son menores a la demanda que necesita ser atendida. Ante ello, poder estructurar políticas públicas que sean capaces de dar una respuesta a ese déficit, es -sin dudas- un desafío complejo que no acepta mezquindades.La ausencia de acceso al crédito para la primera vivienda, sumado a una infraestructura obsoleta para dar respuesta al crecimiento de nuestras ciudades, han determinado que las familias de menores ingresos se tengan que asentar en barrios populares. Villas y asentamientos informales justifican hoy el crecimiento del déficit en términos cualitativos [1]. La solución a esas necesidades viene de la mano de inversión en programas de urbanización y no -necesariamente- de la tradicional construcción de viviendas sociales en manos del Estado.Ahora, cómo hacerlo en un país con escasos recursos que requiere de equilibrio en sus cuentas públicas para poder crecer, es un desafío que requiere de visión, creatividad e ingenio financiero.Pese a mucho que se pueda decir, fue la gestión del expresidente Mauricio Macri, quien puso el tema en evidencia por primera vez. A través de la sanción de la Ley 27.453, creó un marco para poder dar respuesta a escala al problema de la informalidad urbana en Argentina, profundizando el trabajo de creación del primer registro nacional de barrio populares en 2017. Hasta ese momento, esta realidad había estado invisibilizada desde la política pública. La ley llevó la firma de los jefes de los tres interbloques de la alianza Cambiemos, y el acompañamiento de todos los diputados y senadores, despejando cualquier duda respecto del apoyo inequívoco a la iniciativa.No hubo mezquindad y aún con el resultado electoral adverso para el entonces gobierno, se determinaron los parámetros para su funcionamiento, mediante un decreto reglamentario firmado con fecha 5 de diciembre de 2019, días antes de terminar el mandato.La gestión actual ha demostrado enormes falencias para poder poner esta política en marcha. La creación de un ministerio para atender la problemática habitacional nos hizo creer que la misma iba a tener continuidad. Desencuentros, internas o incapacidad determinan una total inejecución para poder continuar el camino ya iniciado.Luego de idas y vueltas, la Secretaría de Inclusión Socio Urbana (SISU), organismo encargado de su ejecución, pasó de manos del Ministerio de Desarrollo Territorial y Hábitat al de Desarrollo Social. Y, aún así, aún con muchos de los históricos referentes de los movimientos sociales ocupando cargos públicos en el referido ministerio, no se ha podido ejecutar en forma consistente los fondos previstos para avanzar en la urbanización de estos barrios.El impuesto PAIS sancionado en diciembre de 2019, le asignó al fideicomiso de la SISU el 9% de lo recaudado y, a través de la sanción del impuesto a la riqueza, otro 15% del mismo también le fue entregado. Todos malos impuestos que según nuestras estimaciones generaron ingresos cercanos a los $50 mil millones y que no han sido correctamente ejecutados, con solo $5 mil millones "comprometidos", que no significa "ejecutados". Estamos entonces frente a tributos que han sido confiscatorios para sus contribuyentes y cuya subejecución determina que los mismos hayan sido licuados con motivo de la alta inflación que arrastra nuestra economía, sumado a que los mismos se han invertido, de acuerdo a la propia autoridad de aplicación, "en letras del tesoro" para "conservar el valor de los fondos" - aumentando la deuda pública.En paralelo, la pandemia ha puesto en evidencia índices de pobreza alarmantes que requieren de políticas públicas capaces de transformar esa realidad y no solamente contenerla. Es que erogar subsidios por parte del Estado no conlleva ningún reconocimiento. "Poner el pan en la mesa" para quienes no tienen qué comer es una obligación innata del Estado. El desafío real pasa por implementar políticas que permitan generar un desarrollo sostenible, una agenda trasformadora que el actual gobierno parece haber abandonado.Las organizaciones sociales afines al gobierno no se muestran preocupadas por reclamar que se avance en la ejecución real de estos fondos. El solo pensar que su puesta en funcionamiento hubiera generado empleo genuino y no asistencialismo, mejorando las condiciones del hábitat popular, que es la verdadera herramienta para la inclusión social; supone que el tema debiera estar en la agenda de cualquier candidato que aspire a transformar nuestra difícil realidad.Los barrios populares no tienen color político, son una deuda de la sociedad en su conjunto, atraviesen nuestra geografía de Norte a Sur y de Este a Oeste. Llevar adelante una política pública que permita ir ganándole a la informalidad y la pobreza, requiere de planificación y ejecución en forma sostenida durante muchos gobiernos. Hasta ahora la actual administración solo ha demostrado que, por mucho grite y se embandere, no logra poder ponerla en marcha.[1] Dato: entre 2006 y 2016 los asentamientos informales explicaron el 14%v de toda la expansión de suelo de uso residencial en el AMBA. Fuente CIPPEC: https://www.cippec.org/wp-content/uploads/2018/11/C%C3%B3mo-crecen-las-ciudades-argentinas-CIPPEC.pdfIván Kerr es abogado y se desempeñó como secretario de Vivienda de la Nación. Sebastián Welisiejko es economista y fue Secretario de Integración Sociourbana de la Nación. Conocé toda la información del mercado inmobiliario en LN Propiedades

Fuente: La Nación
11/09/2021 21:00

Fuera de los barrios conflictivos, Rosario busca dar una imagen de normalidad

ROSARIO.- La imagen muestra una especie de herradura, repleta de puntos rojos en los bordes, y en el centro, todo blanco. Es el gráfico de la estadística sobre heridos con armas de fuego, que elabora el Observatorio de Seguridad Pública, que muestra la geografía urbana y social donde golpea la violencia más extrema en Rosario y derrumba mitos de una ciudad tomada por los narcos. De los 481 heridos de bala del primer semestre solo cuatro se produjeron en la zona central, donde sí impacta con dureza la inseguridad más cotidiana, los robos y arrebatos.Sin embargo, los operativos de seguridad -actualmente hay 8000 efectivos federales y provinciales en Rosario- se concentran en la zona más céntrica, a cuyos habitantes el gobierno santafesino trata de persuadir de que exterioricen su hartazgo, como ocurrió en agosto de 2016, cuando salieron 60.000 personas a la calle bajo el lema Rosario Sangra y se manifestaron contra la administración provincial entonces en manos del fallecido Miguel Lifschitz y los tribunales, luego de que un joven fuese asesinado cuando le intentaron robar su celular.Rosario es una ciudad fracturara por la violencia. En los barrios más pesados el sonido de las balas es la música cotidiana a toda hora, algo que llegó a naturalizarse. En la zona céntrica es muy poco frecuente que haya tiroteos, pero el ritmo de Rosario perdió hace tiempo esa armonía distendida, como también ocurre en otras ciudades.Los rosarinos intentan mantener la normalidad pese a las bandas narco (Marcelo Manera/)Anteanoche, la zona de Pichincha, donde están concentrados los bares y restaurantes en el centro de la ciudad, estaba repleta de gente, que tomaba cerveza en las mesas diseminadas por vereda. Lucila Álvarez, de 22 años, admitió que su preocupación y la de sus padres se centra en cómo regresar a su casa, en barrio Rucci, en el noroeste de Rosario. A la noche el transporte público, golpeado por una crisis endémica y que se agudizó con la escasa demanda durante la cuarentena, es prácticamente simbólico. "Salir en auto es complicado porque rige la ordenanza de alcohol cero", agregó.Por una cuestión de seguridad, las jóvenes, en su mayoría usan el servicio She Taxi, que conducen mujeres. Un taxi hasta su casa puede costar $ 1600 ida y vuelta. "Con mis amigas nos organizamos y nos quedamos a dormir en el departamento de una de ellas en el centro porque es difícil regresar a mi casa", comentó la estudiante de medicina.Rosario sangrienta. Jóvenes, sin estudios y pobres: el perfil de los sicarios que reclutan los narcosA la noche en bulevar Oroño resplandecían las luces azules de las balizas de los patrullero de la Policía Federal, que ocupaban media calle, a pesar de que la arteria es angosta. La bronca de los automovilistas era visible. Los mismo ocurrió en Salta y Rodríguez, a ocho cuadras de allí, con un retén de Gendarmería, que centró sus controles en los motociclistas, y no excluyó a los deliveries, que sumaron indignación por estos operativos. En Ovidio Lagos sucedió lo mismo con una patrulla de la Policía de Santa Fe.En barrio Rucci las calles son oscuras. No hay ningún patrullero dando vueltas en las calles, donde cuelgan pasacalles que advierten a los posibles ladrones. "Rastrero, no llamamos a la Policía. Te matamos". Los vecinos decidieron dar vuelta los carteles que se instalaron con la campaña electoral y poner sus duras consignas.Fuera de los barrios conflictivos, Rosario intenta mantener la normalidad (Marcelo Manera/)"La gente se cansó de los robos, golpes, arrebatos. No tenemos seguridad", planteó un vecino que se negó a revelar su nombre por miedo. Otro cartel propone el eslogan "Seguridad o plomo". Es el reverso de los carteles que aparecen cuando los narcos disparan contra negocios o casas y para extorsionar dejan un mensaje con la frase: "Plata o plomo".Esa es una marca que empezaron a dejar miembros de la banda Los Monos cuando se proponían extorsionar a alguien. El dinero, que puede ir desde $10.000 a US$25.000, abona la paz. La ira de los vecinos de ese barrio, que se construyó en 1978, y alberga a unas 10.000 personas estalló esta semana cuando se robaron el tendido de cables de fibra óptica y la mayoría de los habitantes de esa zona quedaron sin internet ni servicio de televisión por cable.Negocios paralelosLas bandas narco en Rosario gestaron un negocio paralelo a la venta de drogas, según describió a la nacion la fiscal Valeria Haurigot, enfocado en las extorsiones, que empezaron durante las últimas semanas a tener a comerciantes como blanco predilecto.Estas amenazas se coordinan, como casi todos los movimientos criminales en Rosario, desde la cárcel, en los pabellones del penal de Piñero transformados en un home office de la mafia.Hace dos semanas fue baleada una concesionaria de venta de automóviles ubicada en la zona oeste de Rosario. El blindex de Valentino Motos quedó destrozado por los balazos. Detrás de cada ataque hay una extorsión o deudas que se deben arreglar con la mafia. El miedo genera dudas. En muchos casos no se hacen las denuncias. Por ese motivo, según señalan en la Justicia, es difícil de dimensionar con estadísticas la cantidad de extorsiones que se producen por día.Las fachadas de edificios muestran las huellas de la violencia narco (Marcelo Manera/)En mayo pasado empresarios gastronómicos recibieron mensajes por WhatsApp, con claras amenazas. Los textos extorsivos eran enviados a los contactos de los locales que se ofrecían para el servicio take away, en medio de la cuarentena. Los mensajes decían: "Tenés que poner una moneda así trabajás tranquilo"; "10 palos por mes o ponés 100 y no te jodemos más", y "tenés que pasar la moneda si no te cagamos a balazos el local".En Mitre y Virasoro nadie puede entrar con su auto. Ocho manzanas están cercadas con camionetas blindadas y carros de asalto. También hay un camión de bomberos. Más de 100 prefectos y gendarmes se turnan para controlar el edificio del Centro de Justicia Penal, donde el 19 de agosto dos hombres en moto dispararon contra los vidrios de ese edificio nuevo que proyectó el arquitecto Mario Corea.La idea era que las paredes vidriadas y transparentes fueran la contracara de los edificios clásicos de tribunales, oscuros y con pasillos serpenteantes. Cuatro veces Los Monos y la banda del narco Esteban Alvarado atacaron ese lugar. "Tenemos que pensar en paredes de ladrillos y no tanto vidrio", planteó la semana pasada el ministro de Seguridad de Santa Fe Jorge Lagna. Hasta la arquitectura está condicionada por las balas. Acuchillaron a un hombre en Villa Gobernador GálvezUn hombre fue asesinado ayer a puñaladas en la localidad santafesina de Villa Gobernador Gálvez, que se suma a la saga de seis homicidios cometidos en menos de 24 horas ocurrida al comienzo de esta semana en la ciudad de Rosario, informaron fuentes judiciales. El hecho se registró alrededor de las 4 en la zona de calle Soldado Aguirre y Sarmiento, en Villa Gobernador Gálvez, ciudad que integra el departamento judicial Rosario.

Fuente: Clarín
09/09/2021 20:06

China ya construye un sistema de aire acondicionado capaz de enfriar barrios enteros

El plan prevé que se suministre aire fresco a un área de 20 kilómetros cuadrados de la ciudad Shenzhen.

Fuente: Clarín
08/09/2021 14:17

Violencia narco en Rosario: los federales custodiarán el juicio a Los Monos y mandan más policías a los barrios complicados

Confirmaron que se sumarán 900 agentes provinciales a fin de año para toda Santa Fe. El juicio a la banda, que está en pleno desarrollo, es otro foco de alto riesgo.

Fuente: Perfil
08/09/2021 11:36

Fernando "Chino" Navarro: "En los barrios populares no hay un clima de reproche"

El funcionario del Frente de Todos participó del Ciclo de Entrevistas organizado por estudiantes del Posgrado en Periodismo de Investigación. Alarma por la pobreza estructural. El enojo por la foto del cumpleaños en Olivos. Y por qué no lo ve débil a Alberto Fernández. Leer más

Fuente: Perfil
05/09/2021 08:18

Operativo en busca de los no vacunados de barrios populares

Equipos de Salud recorrieron casa por casa para ofrecer la vacuna contra la Covid pero también completar el Calendario Nacional. Leer más

Fuente: Infobae
05/09/2021 05:39

Los movimientos sociales demostraron su poderío territorial en la campaña con 10 mil mesas en 1.500 barrios

La Unión de Trabajadores de la Economía Popular se movilizó a una semana de las PASO junto al presidente Alberto Fernández y ministros. Llevaron la propuesta del Frente de Todos a un millón de personas del conurbano y CABA. Infobae recorrió La Matanza

Fuente: Infobae
05/09/2021 04:02

El nuevo Distrito del Vino: cómo se construirá y qué beneficios impositivo habrá en tres barrios porteños

Aprobado en la Legislatura, abarca el trazado conformado por Villa Devoto, Villa del Parque y La Paternal

Fuente: Perfil
05/09/2021 02:18

En Córdoba buscarán cercar a la variante Delta en los barrios

Tras la aparición de la mutación en Bajo Grande, la investigación continuará en las colectoras barriales que conectan con la red general. Se llevarán adelante acciones masivas de testeos. Leer más

Fuente: La Nación
04/09/2021 13:18

Tecnópolis pone en marcha un camión escenario por los barrios

Con la llegada del mes de la primavera, y en el marco del programa Tecnópolis en los barrios, la Feria de Arte Ciencia y Tecnología puso nuevamente en marcha su Camión Escenario. Se trata de un escenario móvil preparado para montar diferentes espectáculos artísticos en espacios al aire libre hasta 120 kilómetros de Buenos Aires, cumpliendo con estrictos protocolos de distanciamiento y prevención para garantizar el cuidado del público y de los artistas.La iniciativa del Ministerio de Cultura de la Nación y el Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica bonaerense había debutado el verano de 2020 y este 2021 venía recorriendo los municipios de Malvinas Argentinas, San Martín y Tigre cuando se vio interrumpida por motivos de la pandemia. La buena noticia es que acaba de retomar su recorrido el último sábado, con una versión para chicos de la ópera La Flauta Mágica, de Mozart, coproducida por el Centro Provincial de las Artes Teatro Argentino y Tecnópolis, para luego seguir su periplo por distintos municipios de la provincia de Buenos Aires."La idea es llevar una propuesta artística para la familia en general, salir a los barrios para acercarles la cultura y el conocimiento. Desde el Teatro Argentino nos propusieran hacer La Flauta mágica, y la verdad es que llevar ópera adaptada para chicos nos parecía una manera innovadora de recorrer el conurbano. Ellos traen la obra, nosotros sumamos la logística con el camión y el equipo técnico, y desde los municipios activan los protocolos correspondientes, como distribuir sillas con distanciamiento y emplazar vallados para controlar los aforos. Llegamos hasta 100 o 120 kilómetros de Buenos Aires, no mucho más, porque el equipo tiene que ir y volver en el mismo día", explica María Rosenfeldt, directora de Tecnópolis, el espíritu de esta propuesta artística que se extenderá hasta el verano renovando su programación.Dirigida por María Concepción Perre y María de la Paz Perre, por lo pronto la adaptación de la ópera clásica de Mozart es una versión en castellano destinada al público familiar con música en vivo a cargo de Ezequiel Fautario, Eduviges Picone, Lucía Zapata y Esteban Rajmilchuk, los pianistas del Teatro Argentino de La Plata; los tenores Sebastián Russo y Pablo Pollitzer, las sopranos Jaquelina Livieri, Marina Silva, Laura Pisani, Fabiola Masino, Carolina Gómez y Susana Moreno; los barítonos Leonardo Menna y Mirko Tomas; y los bajos Hernán Iturralde y Leonardo Palma.El camión-escenario donde se representa la ópera La flauta mágica (Gentileza/)Con respecto de la programación para los meses venideros, Rosenfeldt adelanta que ya están en conversaciones con el Teatro Argentino para estrenar una segunda ópera infantil y para los meses de verano planean llevar el camión a la Costa Atlántica, con propuestas para chicos y adultos."En este contexto tan difícil de acceso a propuesta culturales y artísticas, recibimos un agradecimiento permanente del público. Me parece muy importante destacar -y que es un aprendizaje que trae la pandemia-, que podemos hacerlo si nos articulamos entre todos, tanto el Municipio, como Tecnópolis y el Teatro Argentino. También existe un diálogo fluido entre Nación y provincia para lograr llevarlo adelante. Me parece que es un buen mensaje para este momento la posibilidad de sentarnos y ponernos de acuerdo para activar diferentes propuestas. Es una obligación nuestra ofrecer eso a quienes quizá no tienen acceso a este tipo de espectáculos, especialmente los niños", señala Rosenfeldt.Diez años de TecnópolisTecnópolis se inauguró el 14 de julio de 2011, como un espacio dedicado al arte, la ciencia y la tecnología, una feria anual que se propuso desde sus inicios posibilitar el acceso al conocimiento de una manera lúdica, como una verdadera experiencia."Si bien durante la gestión anterior continúo adelante, no tuvo un mantenimiento ni una actualización, se perdió en calidad, se cerró el estudio de grabación, se perdió ese espíritu de acercar el conocimiento y hacerlo de una manera atractiva e innovadora", señala Rosenfeldt.Así las cosas, apenas asumió la nueva gestión el verano de 2020 se lanzaron "Los Atardeceres", con diferentes propuestas artísticas que convocaron 450 mil personas en ocho jornadas que concluyeron el 1° de marzo, y dos semanas después arrasó la pandemia.Desde el 9 julio al 20 de diciembre de 2020 funcionó como centro sanitario para alojar a pacientes leves, a los que también sumaron espacios dedicados al arte y entretenimiento como bibliotecas, juegos, propuestas audiovisuales, y distintos talleres para los mismos pacientes.Una vez que egresaron todos, el último verano inauguraron "Los Atardeceres, reencuentros cuidados", para los que abrieron cinco espacios con diversas propuestas como cine, shows infantiles, recitales y talleres hasta a mediados de marzo. A partir de allí, y acompañando a las políticas de salud pública, cerró nuevamente sus puertas al público para funcionar como vacunatorio, tarea que sigue desempeñando hasta hoy."Ahora estamos preparándonos para inaugurar la próxima Feria a principios de octubre. Si bien cada año abríamos todos los espacios vinculados al arte, la ciencia y la tecnología como un lugar de acceso al conocimiento y la experimentación, la idea es resignificarlo a partir de la pandemia y ponerlo en valor nuevamente. Siempre decimos que Tecnópolis tiene que ser la expresión de lo que nos pasa como sociedad, entonces buscamos darle una impronta que esté a tono con este momento, habilitar la palabra para que haya un espacio de reflexión, de pensamiento. Estamos trabajando en un proyecto que contenga esa posibilidad, un espacio de conversación pública", concluye su directora.Un momento de La flauta mágica, con producción del Teatro Argentino de La Plata (Gentileza/)PARA AGENDARLa Flauta Mágica. Por el Teatro Argentino. En el marco del ciclo Tecnópolis por los barrios, el cronograma de presentaciones durante septiembre será: Sábado 4, a las 18: Predio de la Estación Villa Ruiz (San Martín y Belgrano), San Andrés de Giles; Domingo 5, a las 16, en el Predio General Rodríguez (Av. de Mayo e Intendente Manny), General Rodríguez. Sábado 18, Cañuelas; domingo 19, Quilmes y sábado 25, lugar a confirmar. Más información: www.tecnopolis.gob.ar

Fuente: La Nación
04/09/2021 10:18

Teatrines: Diez obras para chicos y chicas en los barrios porteños

Un cuento negro, la obra para chicos de Liliana Bodoc que solía representarse en Almagro, se cruza hasta el escenario de El Alambique, montado en una antigua casa con galería en Villa Pueyrredón. Pequeño dragón a volar, por las titiriteras Mariel Lewitan y Sandra Antman, llega hasta la sala del grupo La Galera Encantada, en Palermo, en su largo vuelo desde el estreno hace varias temporadas en Pan y Arte, en Boedo. Esta última sala recibe por su parte El árbol de las historias, del grupo Libertablas. Y Pegamundos, de la Cía, Ligeros de Equipaje, que supo transitar escenarios de Almagro y San Telmo, se desplaza hasta el borde oeste de la ciudad, al Teatro Río Colorado en Monte Castro.Una decena de obras de teatro para chicos circula este fin de semana por salas de otros tantos barrios. Teatros que tienen su corriente de público local, reciben obras que en general no habían sido representadas allí. Es la interesante modalidad que tomó en la Ciudad de Buenos Aires el ciclo Teatrines, gestado por el Instituto Nacional de Teatro (INT) en cada provincia con características propias. A lo largo y ancho del país se programaron así unas 600 funciones entre agosto y septiembre.PURO GRUPO. Obra El cocinero de Blancanieves."Buscamos salas que no estén en el centro, sino insertas en los barrios, y que trabajen con la comunidad con temáticas infantiles", dice Julieta Alfonso, representante del INT en CABA, quien estuvo a cargo de armar la programación. Para la selección de los elencos apeló a la cooperación con la asociación Grupos Estables Teatro Independiente (GETI), que nuclea a 25 elencos, muchos de ellos con reconocida trayectoria en el teatro para la infancia.Las obras seleccionadas para Teatrines debían tener además la posibilidad de trasladarse no solo a una sala nueva, sino también a las escuelas del sur de la ciudad, donde es menor la densidad de salas teatrales, en las que se programaron funciones previas a las abiertas del fin de semana.Entre las obras que forman parte del ciclo se cuentan también El cocinero de Blancanieves, la versión que da el jefe de la cocina de palacio de lo que realmente ocurrió en el clásico cuento, interpretada por Pablo Di Felice, con música de Martín Bianchedi, y Popigami, una bella puesta intimista con títeres de pop-up (cartón desplegable), sobre temores y sueños de un niño. También recurre a la técnica del pop-up, pero con un despliegue escénico mayor, Lo que esconden los libros, basada en un cuento de Jorge Amado sobre el amor imposible entre un gato y una golondrina.El ciclo contribuye a la vuelta al teatro presencial con los aforos y cuidados necesarios, con un público de cercanías y con obras que abordan con sensibilidad y profesionalismo teatral historias del imaginario de la infancia. Da además una puntada inicial para tejer una red de intercambio entre salas y elencos independientes, que podría dar frutos interesantes de encontrarse formas para darle continuidad en lo que va a ser la nueva normalidad teatral.La programación completa de Teatrines en CABA:Sábado 415 hs: Manu el Guerrero y su caballo poeta por el grupo Absenta. Teatro Cara a Cara, Lascano 2895, Villa del Parque.15 hs: Un cuento negro, por la Compañía Tres Gatos Locos. Teatro El Alambique, Griveo 2350, Villa Pueyrredón.17 hs: El cocinero de Blancanieves, por Puro Grupo. Teatro Del Pasillo, Colombres 35, Almagro.17 hs: El árbol de las historias, por el grupo Libertablas. Teatro Pan y Arte, Boedo 876, Boedo.18 hs: Lo que esconden los libros, por el grupo Tándem. Teatro El Popular, Chile 2080, Balvanera.Domingo 513 hs: Pequeño dragón a volar, por El Yeite, Compañía de Títeres. Teatro La Galera, Humboldt 1591, Palermo.15 hs: Pegamundos, por la Compañía Ligeros de Equipaje. Teatro Rio Colorado, Segurola 2357, Monte Castro.15 hs: Popigami, por el grupo El Bavastel. Teatro El Crisol, Malabia 611, Villa Crespo.15 hs: Mate Dulce, por el grupo Mate Dulce. Teatro Boedo XXI, Boedo 853, Boedo.17: hs Blancaflor, la hija del Malo, por la compañía Dimes y Diretes. Teatro UPeBe/Club Cultural Céspedes, Céspedes 3929, Chacarita.Todas las funciones son gratuitas, con reserva previa por Alternativa Teatral.

Fuente: Infobae
03/09/2021 05:48

María Eugenia Vidal: "Fue mi error plantear el tema de la droga en términos de barrios"

La precandidata a diputada nacional en la Ciudad de Buenos Aires dijo que se equivocó cuando comparó a Palermo y a la villa 1-11-14 para explicar su posición en contra de la legalización de la marihuana para consumo recreativo

Fuente: Perfil
02/09/2021 17:18

Larreta salió en defensa de Vidal: "En los barrios vulnerables, la droga pega y destroza las familias"

El jefe de Gobierno porteño definió que "como criterio general siempre" cree "en la libertad" de cada persona. La precandidata a diputada había diferenciado entre fumar porro en Palermo o en una villa "rodeado de narcos que te ofrezcan". Leer más

Fuente: Clarín
01/09/2021 19:10

La médica gritó su gol en la ambulancia y ahora Lucas Barrios la quiere bien cerca en la cancha

La doctora Ludmila Beitia Cazot es fana de Defensa y Justicia. Los jugadores buscan que los acompañe en el campo de juego cada vez que juegue de local. Por ahora lleva dos triunfos de dos.

Fuente: Clarín
01/09/2021 10:46

Rodríguez Larreta apoyó los dichos de Vidal: "En los barrios populares la forma de entrar a la droga es a través del porro"

El jefe de Gobierno porteño lo dijo durante una entrevista que compartió con la precandidata a diputada porteña.

Fuente: La Nación
29/08/2021 16:18

El Torneo 2021. Arsenal y Defensa y Justicia empataron 0-0, aunque en el final lo pudo ganar el equipo de Beccacece con un cabezazo de Barrios que dio en el travesaño

Arsenal y Defensa y Justicia empataron sin goles en Sarandí, en un encuentro por la 9° fecha del Torneo 2021 de la Liga Profesional de Fútbol. El encuentro tuvo pasajes de ida y vuelta, pero por otros momentos fue aburrido, con más lucha que juego.Fútbol de Primera División. Arsenal de Sarandi vs Defensa y Justicia. (Fotobaires/)De esta manera, el equipo de Israel Damonte encontró un punto de apoyo con la igualdad luego de la goleada sufrida ante Rosario Central por 4-0, en el Gigante de Arroyito. Y Defensa no pudo continuar en la senda triunfadora, porque venía de vencer a Newell's por 2-0 en Florencio Varela.Lo mejor del partidoEn la primera etapa, parecía más audaz el esquema y los nombres elegidos por Sebastián Beccacece, con jugadores ofensivos como Walter Bou, Carlos Rotondi, Francisco Pizzini y Rodrigo Contreras. Con Bou jugando más detrás del 9 Contreras o recostado por la izquierda, el visitante se aproximó con un cabezazo de Pizzini que se fue cerca y dos remates de zurda de Hachén, desde afuera del área, que salieron por encima del travesaño.Pero Arsenal también contó con situaciones desde los pies de Alan Ruiz y los movimientos de Mazzola. Como el equipo de Damonte venía golpeado por los cuatro goles recibidos, de entrada trató de darle prioridad al orden defensivo, pero no se metió atrás: intentó plasmar por momentos una presión alta para poner incómoda las salidas desde el fondo del Halcón.Fútbol de Primera División. Arsenal de Sarandi vs Defensa y Justicia. (Fotobaires/)En el segundo tiempo casi no tuvieron chances de gol y el encuentro decayó, las pocas que se vieron fueron del equipo de Beccacece. Más allá de las modificaciones que intentaron de un lado y del otro, se prestaron la pelota y no tuvieron una supremacía sobre el adversario para imponerse. La más clara fue el zurdazo de Rodrigo Contreras que dio en el palo izquierdo del arquero Medina. La otra aproximación fue con un disparo de Walter Bou.Lo increíble fue la última pelota: a los 49 minutos exactos, un centro de Rotondi fue cabeceado en el punto penal por Lucas Barrios y la pelota dio en el travesaño. Literalmente, fue la última jugada del partido.En la próxima fecha, Defensa y Justicia se medirá con Central Córdoba, mientras que Arsenal tendrá como rival a Atlético Tucumán.Clasificación a la Copa Libertadores y Copa Sudamericana 2022Argentina dispone de seis lugares para la Copa Libertadores 2022. Colón ya obtuvo el primer boleto por haber ganado la Copa de la Liga Profesional. El campeón del Torneo 2021 se clasificará de manera directa. Lo mismo conseguirá el equipo que se quede con la Copa Argentina. Los restantes lugares los obtendrán los tres primeros equipos de la tabla general anual, que contempla los puntos obtenidos en la fase de grupos de la Copa de la LPF (13 partidos) y el torneo 2021 (total: 38 encuentros). En este caso, el tercer equipo accederá al Repechaje de la Copa.En tanto, a la Sudamericana 2022 irán otros seis equipos: uno es Banfield (ganador de la Zona Complementación de Copa de la Liga Profesional) y los otros cinco saldrán de esa misma tabla general. Si se repite un equipo ya clasificado por otra instancia, el lugar será para el siguiente conjunto de esta misma tabla.

Fuente: Clarín
28/08/2021 20:34

La inseguridad en el GBA: en San Isidro suman 100 patrulleros para reforzar las recorridas en los barrios

Es el mayor anuncio de seguridad en el año electoral. Se repartirán entre la Bonaerense y los agentes comunales.

Fuente: Clarín
28/08/2021 20:31

Más camiones y jornadas verdes en plazas: en San Martín llevan el reciclaje a los barrios populares

Sumaron cinco móviles que se reparten la recolección de gomas, plásticos y tecnología descartada. Arman estaciones para llegar a las zonas con más basurales.

Fuente: La Nación
24/08/2021 15:36

Se dispara el precio del lomo: ya vale $ 70 en algunos barrios

En pleno conflicto por las retenciones, el dirigente de la Federación Agraria de Entre Ríos, Alfredo De Angeli, propuso liberar las exportaciones de carne vacuna aun a costa de que se dispararan los precios de los cortes más caros en el mercado interno. "El que quiera comer lomo que pague 80 pesos el kilo", fueron sus palabras, que despertaron una virulenta reacción de parte de gran parte del oficialismo, incluyendo al ex presidente Néstor Kirchner, que calificó la propuesta de "caradurismo inadmisible". Sin embargo, un año y medio después, el pedido del dirigente rural está cada vez más cerca de convertirse en una realidad. Después del último aumento en el precio de la carne, el lomo ya cotiza por encima de los 40 pesos en gran parte de la ciudad e incluso llega a 70 pesos en las zonas de mayor poder adquisitivo de la Capital Federal.Una recorrida por la zona norte de la ciudad basta para descubrir el carácter elitista que está adquiriendo el consumo de lomo. En las carnicerías de Recoleta, el corte se ofrece por encima de los 60 pesos y, en algunos casos específicos, llega a 70 pesos. La situación se repite entre los supermercados de la zona como, por ejemplo el Disco de la Av. Quintana al 300, donde el precio del lomo de La Hacienda (la marca premium de la cadena) está en $ 64,99, o el Carrefour Express de Vicente López al 1600, donde el de Cabañas Las Lilas cuesta $ 69,90.Cuando se cruza la avenida Córdoba hacia el Sur (que funciona como una frontera socioeconómica), los precios bajan sensiblemente, aunque el lomo continúa siendo, de todos modos, un corte que quedó afuera del presupuesto de la mayoría de las familias de clase media, con valores que oscilan entre los 35 y 45 pesos. En las carnicerías que funcionan en las estaciones de trenes, el precio promedio baja a 25 pesos.Históricamente, el valor de la carne mostró una gran dispersión de precios de acuerdo con la zona de la ciudad y, como producto de la oferta y la demanda, se da la paradoja de que los cortes más caros -como el lomo o la colita de cuadril- se consiguen baratos en los barrios más humildes, mientras que la paleta o la falda -que de por sí son cortes económicos- se ofrecen a precios más bajos en zonas de la ciudad de alto poder adquisitivo."Los hogares de menores recursos están acostumbrados a comer los cortes más baratos y sólo llevan los más caros cuando la diferencia de precios es muy pequeña. Por esta razón, en una carnicería del segundo o tercer cordón del conurbano, para vender un lomo lo tienen que poner apenas por encima de los 20 pesos. Y, al revés, se da que en los barrios de clase media se consiguen más baratos cortes como la paleta o el roast beef, que, si no se venden muy baratos, nadie los lleva", explicó Leandro Onsari, socio de la cadena carnicerías Avicar.En el sector explican además que la inmensa mayoría de las carnicerías compra la media res (aproximadamente 80 kilos) y después fija los precios de los distintos cortes tomando en cuenta el tipo de clientes con los que trabajan habitualmente. El precio promedio de la media res que pagan las carnicerías ronda entre los 12 y 15 pesos por kilo, y la cuenta que hacen muchos carniceros es duplicar este valor para fijar el precio al público de los cortes más demandados, como la bola de lomo o la nalga para milanesas.Intermediarios"Nuestra política siempre fue trabajar con poca diferencia entre los cortes más caros y los más baratos. Igualmente, el problema de la carne en la Argentina es la gran cadena de intermediarios. Nosotros tenemos todo integrado pero, en la mayoría de los casos, entre el ganadero y el cliente final hay muchos intermediarios: comenzando por el consignatario y pasando por el frigorífico, el matarife, el abastecedor y la carnicería", señaló el polémico empresario Alberto Samid, dueño de la cadena de carnicerías La Lonja.Con el último aumento, la Argentina está dejando de ser uno de los últimos países del mundo en que la carne vacuna es un producto accesible. De hecho, aún en países que son líderes en la producción en este campo, comer carne es un lujo para pocos. En Australia, por ejemplo, los cortes traseros -que son los más demandados para la exportación- cuestan hasta cinco veces más que los delanteros y el kilo de lomo -conocido como "scotch fillet"- cotiza en 50 dólares australianos (aproximadamente $ 175 pesos).

Fuente: Infobae
20/08/2021 18:51

La desocupación en la Ciudad de Buenos Aires cayó 9,4% pero golpeó más fuerte en los barrios del sur

Según el último informe de la Dirección General de Estadística y Censos (DGEyC), los barrios de la zona Norte tuvieron un nivel de desempleo de 5,4%, los de la zona Centro un 8,8% y los de la zona Sur un 14,2 por ciento

Fuente: La Nación
18/08/2021 19:18

Puerta a puerta: el operativo en barrios populares para vacunar a los que no tienen ni una dosis contra el Covid

Ignacia Blas, de 58 años, vive junto a su madre, Virginia Galeano, de 78, en el piso 9 de la Torre B del Barrio Ejército de los Andes, más conocido como Fuerte Apache, en el partido bonaerense Tres de Febrero. Pocos meses atrás, Blas tuvo un accidente cerebrovascular que le impide ahora caminar. Mientras que Galeano, por su edad, asegura que no puede bajar y volver a subir todos esos pisos por escalera. Como no funciona el ascensor, desde hace un tiempo viven aisladas. Eso implica, entre otras tantas cosas, la imposibilidad de vacunarse contra el coronavirus.Hoy, el Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires inició una campaña "puerta por puerta" para llevarles la vacuna a quienes, como ellas, por distintos motivos no pudieron acceder a la inmunización. De la recorrida participaron personal del ministerio, concejalas del Frente de Todos y miembros de la cooperativa La Germán, de la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA).La provincia de Buenos Aires inició un operativo "puerta por puerta" para inocular a aquellas personas de barrios carenciados que no hayan recibido la primera dosis de la vacuna contra el coronavirus (Ricardo Pristupluk/)En muchos casos, como el de Blas y Galeano, hay quienes no pueden acercarse a un vacunatorio por problemas físicos y estructurales, pero otros vecinos señalan que no se inmunizaron por temor a la vacuna y sus posibles efectos adversos. Mientras que algunos jóvenes simplemente no están interesados en inocularse, según explica Graciela Soria, de 56 años, miembro de la cooperativa. "Hay chicos que te dicen que luego lo van a hacer y no lo hacen. Otros te dicen que mucho no les interesa o no te dan mucha bola, hay de todo, pero tampoco son muchos", señala Soria."Me emociona poder vacunarme, estoy muy contenta. Yo sufrí un ACV y no puedo salir de casa, no puedo bajar", dice Blas con lágrimas en los ojos luego de recibir la primera dosis de Sinopharm. En Fuerte Apache hay 22 monoblocks y viven cerca de 70.000 personas, por eso el trabajo de tocar todas las puertas llevará tiempo. Mientras avanza la recorrida, los vecinos del barrio les piden a las concejalas y a Hugo, otro miembro de la cooperativa, que los ayuden con otros problemas, igual de urgentes, como el marcado olor a gas que hay en el piso 8 de la Torre A o una cloaca rota que hace que los desperdicios estén en plena calle: "No puedo abrir la ventana de mi casa", reclama una vecina que se queja por el olor de los desechos.Vacunación en el barrio Fuerte Apache (Ricardo Pristupluk/)En uno de los pasillos, las vacunadoras se encuentran con Sofía, de 19 años, que aún no recibió su primera dosis. "¿Me puedo vacunar ahora?", pregunta la adolescente, que prefiere resguardar su apellido. Tras el visto bueno, va a buscar su documento para que la inoculen en la puerta de su casa.En el piso 8 de la Torre A está Víctor Hugo Vaca, de 36 años, que tiene una discapacidad mental y como tampoco funcionan los ascensores de esa torre no puede bajar. Su madre comenta que él le pidió una netbook para su cumple y una de las concejalas, para animarlo a frente a la vacunación, dice que ellas podrían hablar con "Axel" para ver si le consiguen una, en alusión al gobernador Kicillof. Victor Hugo Vaca, vecino de Fuerte Apache, recibió la vacuna contra el coronavirus en su domicilio (Ricardo Pristupluk/)"Hoy iniciamos una nueva etapa de la vacunación, en una fase más comunitaria, en la que armamos vacunatorios móviles y vamos casa por casa para que los vecinos que aún no se empadronaron se puedan vacunar. Además de inocular, tratamos de acercar información para desmitificar cosas que se han dicho sobre las vacunas. Vamos a hacer todo lo que esté a nuestro alcance para vacunar a aquellos que aún no lo hicieron. También nos preocupa y nos ocupa la variante delta, por eso estamos haciendo muchas cosas para evitar la circulación comunitaria y mientras tanto avanzamos con la vacunación", sostiene Noelia López, directora de Salud Comunitaria de la provincia de Buenos Aires, quien acompaña durante una parte de la mañana a las vacunadoras a través del barrio.Las autoridades sanitarias también instalaron una carpa para aquellos que se quieran vacunar en la puerta de la parroquia Santa Clara. Allí está Carlos Giménez, de 35 años, esperando que le toque su turno: "Me daba cosa vacunarme por todo lo que dicen sobre las vacunas. Yo soy barrendero y en el trabajo están diciendo que si no te vacunás no podés volver a laburar, por eso decidí venir. Espero que no me haga nada, no sé, acá dicen que es resegura". Unos 20 minutos después, Giménez sale sonriendo del vacunatorio. "Ya está, ya está", dice, entre risas.Hugo, uno de los miembros de la cooperativa que ayuda a personal del Ministerio de Salud con la vacunación "puerta por puerta" (Ricardo Pristupluk/)Sentado cerca de Giménez, había otro Carlos, que no quiso dar su apellido. Tiene 60 años y también tenía miedo de recibir la vacuna contra el coronavirus por una mala experiencia. "Una vez me di la de la gripe y estuve una semana en cama, me sentía remal. Por eso ahora no me quería dar la del coronavirus, tengo miedo de estar una semana sin poder trabajar", admite.La campaña "puerta por puerta" seguirá recorriendo distintos distritos bonaerenses. Próximamente continuará en San Isidro, San Miguel, Lanús y La Matanza. Las postas de vacunación quedarán instaladas en cada lugar, según la cantidad de vecinos que tengan que inmunizar.

Fuente: Clarín
18/08/2021 07:00

Todas las tendencias del mercado de barrios cerrados

Durante un evento virtual se analizó el boom que vive el sector y se presentaron nuevos proyectos.

Fuente: Infobae
17/08/2021 15:15

Ministros en campaña: Guzmán y Zabaleta acordaron acelerar obras en barrios populares

El titular de Desarrollo Social adelantó que busca ampliar el alcance de la medida para compatibilizar el cobro de programas sociales con algunos empleos registrados, como se anunció para los trabajadores de la cosecha

Fuente: La Nación
16/08/2021 12:00

Alquileres: por qué los precios aumentan más en los barrios periféricos a los más caros

Alquilar un departamento de dos ambientes en la ciudad de Buenos Aires ya cuesta más de $40.000 por mes. Si bien desde la sanción de la ley de alquileres hasta ahora todas las zonas registraron un incremento en los precios mayor al 50%, no necesariamente los barrios más caros tuvieron las subas más altas, sino todo lo contrario: los inquilinos de los lugares periféricos fueron los que sintieron más el impacto en los bolsillos.Según el index de julio de ZonaProp, en los últimos doce meses, los avisos de alquiler acumulan un incremento del 64,4%. La cifra supera a la de la inflación interanual (51,7%) y también se encuentra por encima de la que arroja el Índice para Contratos de Locación (ICL) que publica diariamente el Banco Central (45%), que rige los aumentos de los contratos desde la sanción de la ley de alquileres.Evolución del precio de los alquileres en CABA. Fuente: ZonaPropLos precios varían en los distintos barrios de la ciudad de Buenos Aires, donde Puerto Madero es el más costoso y Liniers el más económico. Sin embargo, las mayores variaciones interanuales no se dieron en las zonas más caras o "densas", como Palermo y Recoleta: Villa Ortúzar (93,2%), Villa del Parque (91,8%) y Boedo (91,5%) fueron los que registraron las subas más altas. En el ranking, los siguen Coghlan (76,6%), Villa Urquiza (72,9%), Liniers (68%) y San Cristóbal (64,9%).Calculá cuánto dinero se necesita para iniciar un contrato de alquiler.Para los brokers, hay un dato que podría llegar a explicar el panorama: la brecha entre la cantidad de departamentos en alquiler y venta que hay por barrio. Según datos brindados por ZonaProp a LA NACION, la proporción de avisos está desequilibrada. La diferencia se acentúa aún más en barrios "periféricos" del Noroeste y Corredor Noroeste, como Saavedra, Villa del Parque y Coghlan y disminuye en las zonas más caras de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA) como Puerto Madero, Recoleta y Barrio Norte.La brecha y los precios barrio por barrioDe acuerdo a los datos del primer semestre, en Villa Ortúzar, que sufrió el mayor incremento interanual en el valor de los contratos, el precio promedio de un alquiler se ubicaba en torno a los $24.808 en julio del año pasado. Actualmente, un inquilino debe pagar $47.928 por el mismo inmueble. En esa zona, la proporción de avisos de alquiler sobre los de venta solo alcanza el 2%.En Villa del Parque, segundo en el ranking de aumentos interanuales, un departamento pasó de costar $20.995 mensuales en julio de 2020 a $40.269 el mes pasado. Allí, solo el 3% de los avisos corresponden a ofertas de alquiler. El 97% restante, son publicaciones de unidades en venta. La misma proporción se observa en Boedo, donde una unidad se pagaba $19.438 hace un año. Esa cifra ascendió en julio a $37.230.En Coghlan, solo el 2% de los avisos son de alquiler y, en Villa Urquiza, el 4%. En el primer barrio, el precio promedio mensual de un departamento era $24.997 en julio de 2020 y ahora asciende a $44.141. En el segundo, en tanto, un alquiler costaba $25.356 hace un año y $43.843 ahora.Barrio por barrio, el precio del metro cuadrado y la rentabilidad de un alquilerLos mismos porcentajes se replican en Liniers (2%) y San Cristóbal (4%), donde un alquiler pasó de costar en un año $18.877 a $31.721 en el primer caso y $21.386 a $35.261 en el segundo. El barrio que desencaja en el análisis es Puerto Madero: registró una de las subas interanuales más altas (58,2%), pero al observar la proporción de avisos, es el mejor posicionado en el ranking, con el 36% de oferta de alquileres.Al respecto, Soledad Balayan, titular de Maure Propiedades, afirma: "Lo que queda claro en todo tipo de análisis del mercado inmobiliario de CABA es que a Puerto Madero hay que estudiarlo en detalle y separado del resto de los barrios".Cada vez menos opciones para alquilarLa brecha que se genera al observar la proporción de avisos de alquiler y venta podría explicar que, ante la alta demanda, los valores se disparen. "Hay un doble efecto: cayó la oferta de alquileres y se incrementaron los avisos de venta", analiza Balayan. "La baja en la cantidad de operaciones de venta y le ley de alquileres fueron los grandes drivers de este efecto. Se acumulan los avisos de departamentos en venta a lo largo del tiempo y no se han generado buenos incentivos para volcar propiedades en alquiler, con lo cual es posible que, además, mucha de esa oferta se haya volcado a la venta", agrega.Daniel Bryn, titular de Invertiré Real Estate, remarca un dato importante: en CABA, históricamente hubo alrededor de 15.000 departamentos en alquiler cada mes, mientras que actualmente la cifra total se acerca a los 10.000. En tanto, el total de unidades en venta giraba alrededor de las 50.000. Ese número, ahora ascendió a 115.000.Conocé cuál es el valor de venta de una propiedad En el mismo sentido, precisa que, en los últimos 12 meses, el stock de viviendas en alquiler bajó considerablemente: hace un año, de cada 100 inmuebles publicados, 80 estaban en venta y 20 en alquiler. Ahora, 93 son para venta y solo siete para alquiler, por lo tanto, la cantidad se redujo a más de la mitad de la que había en 2020.Además, analiza: "Por un lado, Puerto Madero, Recoleta, Barrio Norte, Palermo y Las Cañitas son zonas en las que hay muchos inversores que compran departamentos para renta". A su vez, se trata de áreas con una gran cantidad de edificios, a diferencia de lo que ocurre en otras zonas más residenciales en donde predomina "un espíritu de barrio y familiar", según Bryn. "En cambio, en Saavedra, Flores, Almagro y Caballito, por ejemplo, hay menor cantidad de oferta", indica. ¿A qué se debe? A que, en su mayoría, los propietarios son "personas que compran para habitar el espacio y no para poner la vivienda en alquiler"."En estos barrios periféricos es más difícil encontrar un alquiler porque es baja la oferta y porque hay muchos menos edificios que en otras zonas más densas", remarca Bryn. "Lo que sucede es que los inquilinos terminan pagando los valores mucho más caros en la renovación del contrato porque no tienen otra opción o se mudan de barrio, es decir, migran a zona más baratas", concluye en referencia a una tendencia de estos tiempos.Conocé toda la información del mercado inmobiliario en LN Propiedades

Fuente: Ámbito
13/08/2021 11:51

Barrios privados y consorcios podrán tener servicios comunes de internet y cable

La actualización se aplicará para nuevas construcciones, al tiempo que habilita a los consorcios a adaptarse a la nueva reglamentación.

Fuente: Perfil
13/08/2021 08:36

San Isidro realiza el testeo de anticuerpos Covid-19 en operativos en los barrios

El objetivo del Municipio es investigar qué porcentaje de la población está protegida contra el virus, ya sea por anticuerpos artificiales (vacunación) o naturales (cuando transitó la enfermedad). Se trata de un test rápido cuyo resultado se obtiene en 15 minutos. Leer más

Fuente: Clarín
10/08/2021 19:58

Crearán un fondo para financiar obras en barrios del sur y el centro de la Ciudad

Son las áreas prioritarias, según un proyecto del oficialismo para destinar ese dinero a construir nuevas viviendas o transformar inmuebles que quedaron desocupados por la pandemia.

Fuente: La Nación
07/08/2021 23:36

El grito desesperado de los que marcharon: "En los barrios la situación está muy difícil"

Los 11 kilómetros que separan a la Iglesia de San Cayetano, en Liniers, de la céntrica Plaza de Mayo fueron el escenario elegido por los movimientos sociales oficialistas para hacer su mayor demostración de fuerza de los últimos tiempos. La marcha-procesión de este sábado se convirtió en la convocatoria más masiva que haya tenido lugar en la Ciudad de Buenos Aires desde el comienzo de la pandemia. Un síntoma más, tanto de la urgencia que impone un contexto de crisis social inédito, como de las tensiones presentes al interior del propio Gobierno.Con una concurrencia estimada por las propias organizaciones en unas 300 mil personas, el clima de la movilización no fue muy distinto al que se podía palpar en las marchas anteriores a la llegada de la pandemia. Más allá del uso correcto de los tapabocas, hubo imágenes que remitían a épocas de normalidad, como la poca distancia que podía observarse entre los manifestantes o la cantidad de puestos de venta de comida apostados a lo largo de la Av. de Mayo.Las figuras religiosas fueron protagonistas de la marcha (Twitter - UTEP/)Al grito de "¡Sindicato, tenemos sindicato!", las columnas de las distintas organizaciones esperaban sobre 9 de Julio para confluir, alrededor de las 14, con la "caravana" principal, que venía avanzando por la avenida Rivadavia desde el sur. En su mayoría, portaban banderas partidarias y figuras religiosas, y celebraban con cánticos la reciente aprobación del estatuto de la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP) por parte del Ministerio de Trabajo, un paso más en la tan anhelada sindicalización de los trabajadores informales.Sin embargo, ese clima festivo no opacó el pliego de demandas llevado a la calle por los propios manifestantes. "Nosotros necesitamos que nos den respuestas porque en los barrios la situación está muy difícil", comentó Natalia, una vendedora ambulante de Quilmes, quien llegó al centro porteño junto a sus compañeros de la Corriente Clasista y Combativa (CCC). Era la primera vez que participaba de una movilización este año. "El coronavirus hizo que ya no pueda trabajar como antes, ahora los vendedores estamos casi ilegalizados", se quejó.Además de San Cayetano, pudieron observarse otras figuras religiosas como la virgen de Lujan o el Gauchito Gil (Twitter - UTEP/)Por su parte, David, un recolector de residuos que integra el Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE), se refirió a lo difícil que en el último tiempo le resulta llegar a fin de mes. "La plata que hago no me alcanza", comentó. Y remarcó algo que estuvo muy presente en el discurso de los dirigentes que tomaron la palabra en el acto: "Nosotros no somos planeros, lo que queremos es trabajo de verdad, que nos reconozcan". Es que, además del pedido de una "universalización del salario", la posible integración de la UTEP a la CGT fue un tema recurrente a lo largo de toda la jornada.Fernández y un mensaje a la dirigencia oficialista: "Acá nadie sobra y ninguna pelea sirve"Lo cierto es que el día de San Cayetano tiene una carga simbólica especial para la UTEP. La confluencia entre el Movimiento Evita, Barrios de Pie y la Corriente Clasista y Combativa tuvo su bautismo el 7 de agosto de 2016. Eran tiempos de "resistencia" al gobierno de Mauricio Macri, una épica que no evitaba que las negociaciones entre las organizaciones y la por entonces ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, fluyeran sin mayores sobresaltos. Ese ida y vuelta tuvo como corolario a la ley de emergencia social, aprobada a finales de ese año por el Congreso, un marco legal que les dio a los movimientos sociales una institucionalización mayor gracias a la creación, entre otras medidas, de un salario social complementario.Cinco años después, en un país con más de 40% de pobres, las organizaciones entienden que su presencia territorial fue clave para la contención social durante la pandemia. Sin embargo, no ven que eso esté siendo suficientemente retribuido por el oficialismo, del que no dejan de formar parte. Lo dejó claro este sábado el secretario general de la UTEP, Esteban "Gringo" Castro, quien cerró su discurso pidiendo "un gobierno que se parezca cada vez más a su pueblo": "Acá estamos para decirle a cualquier funcionario, acompañanos, compartí la vida un rato con los más humildes y vas a ver que además de que se te van a caer las lágrimas, vas a ser uno nuestro, vas a pelear por los derechos de los trabajadores y trabajadoras de la patria".

Fuente: La Nación
06/08/2021 14:00

Cuáles son los cinco barrios porteños que tienen la mayor oferta de PHs

El interés por los PHs creció con la llegada de la pandemia de coronavirus y ahora, de cara a la "nueva normalidad", se sostiene. Similares a los departamentos en cuanto a precio y tamaño, pero con algunas características de las casas, este tipo de propiedades son cada vez más codiciadas en el mercado. Aunque el stock de inmuebles en venta se acumula mes tras mes, la demanda de estas unidades supera a la cantidad en oferta. ¿Dónde están las oportunidades?El "producto estrella" de la pospandemiaEn total, actualmente hay más de 114.270 inmuebles en venta en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA), de los cuales 10.204 son PHs. Según se desprende del Monitor Inmobiliario que realiza Daniel Bryn, al analizar las "fuerzas del mercado" un 51% los están buscando mientras que la oferta es del 49%. La relación está más equilibrada que el mes pasado, cuando el porcentaje de la demanda ascendía al 66% en relación con el 34% que estaban a la venta. Sin embargo, las cifras aún evidencian un marcado interés por este tipo de unidades."La proporción suele oscilar bastante cada mes", asegura Bryn. "Lo importante es que la demanda de PHs supera a la oferta y eso no ocurre con los departamentos, que son cada vez menos buscados como así también hay cada vez más en venta", agrega. El especialista no duda en afirmar que estas unidades son "el producto estrella" de la pospandemia, porque reúnen un combo ideal, que él resume en tres puntos clave: la necesidad de contar con espacios al aire libre, los valores en relación con la caída del poder adquisitivo y las bajas o nulas expensas.Las zonas con mayor cantidad de PHsPor todos los beneficios que tienen, actualmente, en CABA, hay más personas buscando PHs que departamentos. Sin embargo, solo hay uno por cada 10 departamentos publicados. ¿Por qué es tan poca la oferta? Bryn señala que estos inmuebles se dejaron de construir hace años, a su vez que muchos que eran "casas chorizo" fueron demolidos para hacer edificios. "Hoy la mayor oferta se da justamente en los barrios en donde, sobre el terreno que está el PH, no se podría iniciar una gran obra", indica.Según datos que brinda el portal ZonaProp a LA NACION, estos son los barrios en los que está la mayor cantidad de PHs en venta:Villa Urquiza (7,47%)Palermo (6,04%)Caballito (5,11%)Villa Devoto (5,06%)Flores (3,97%)En tanto, quienes buscan alquilar un PH deben tener en cuenta que la mayor cantidad de opciones está en las siguientes zonas:Palermo (10,98%)Villa Urquiza (5,01%)Almagro (3,27%)Caballito: (2,85%)Flores: (2,43%)Por qué crece la demanda de estos inmueblesLos brokers señalan varios motivos que hicieron que los PHs se convirtieran en el producto más codiciado del mercado. En primer lugar, Bryn reafirma que la situación inesperada que trajo aparejada la cuarentena por coronavirus empujó a muchas personas a reflexionar sobre la "necesidad de salir del departamento y buscar espacios más grandes, si es posible con verde y aire libre". Por eso, tanto las casas como los PHs hoy componen el mayor porcentaje de la demanda.En el mismo sentido, Diego Migliorisi, titular de la inmobiliaria homónima, plantea que el contexto del aislamiento hizo que mucha gente decidiera "apostar por mejorar su calidad de vida". "Así, empezaron a buscar propiedades con más privacidad, espacios descubiertos como patios, terrazas y jardines y ambientes más amplios", asegura.Los brokers aseguran que hay buenas oportunidades de comprar PHs viejos y remodelarlosEl principal argumento que se desprende del relato de quienes buscan PHs tiene que ver con la privacidad que estos inmuebles ofrecen. "Es un concepto cultural que cada vez toma más fuerza en una sociedad occidental que fluye hacia la exposición", indica Santiago Levrio, gerente general de TBT Real Estate, cocreador de la marca de Ph's Emehome. "Espacios descubiertos propios, mínimos muros de contacto con vecinos, sin áreas de interacción social en espacios compartidos (amenities) y todo ello confluye en menores gastos comunes que, al fin y al cabo, disminuye la conflictividad con vecinos", remarca.Por otro lado, Bryn plantea que la caída del poder adquisitivo en m² de los asalariados generó que muchos empezaran a ver con buenos ojos comprar un PH viejo para remodelarlo por un costo bajo, frente a la imposibilidad de adquirir un departamento con la misma cantidad de ambientes. A este argumento se suma Analía Grecco, gerente de la sucursal Palermo de L.J.Ramos. "Estas propiedades ofrecen atractivas tipologías y resultan encantadoras para aquellos que buscan una unidad 'no tradicional'. Muchas de ellas fueron recicladas con criterio y diseño, sin perder la calidez que las identifica", asegura la broker. Además, remarca que son "ideales" para quienes buscan alejarse de las plantas tradicionales que ofrecen los edificios, pero no cuentan con un presupuesto para comprar una casa en lote propio.En cuanto a lo que diferencia a estas unidades de una casa, Grecco señala: "En general, tienen planos de plantas versátiles, ambientes amplios, terrazas y patios. En su mayoría, mantienen características de casas viejas de estilo, que fueron remodeladas, conservando sus grandes ventanales con Vitreaux, techos abovedados, pisos de maderas nobles y carpinterías del mismo material".Por último, Bryn sostiene que el interés por los PHs se vincula a que muchos propietarios se ven "acorralados" por los constantes aumentos de las expensas en los edificios tradicionales. "La ventaja que tienen estos inmuebles es que, al no contar con muchos espacios comunes ni la obligación de tener un encargado, tienen expensas que en algunos casos son el 10% de lo que paga un departamento", indica.A qué prestar atención antes de decidirse por un PHLas características de la zona. Migliorisi asegura que, ya que la luminosidad suele ser un aspecto destacable de estas unidades, es importante chequear que no haya alrededor proyectos de edificios altos que, a futuro, le saquen luz a la propiedad. En la misma línea, Levrio plantea: "El mayor desafío que tienen estas tipologías es que usualmente aparecen en las zonas bajas que rodean a los centros barriales. Mientras más cerca se encuentren de los mismos, lo positivo es que tienen mejor acceso al transporte y a los servicios, pero por otro lado, estarán más rodeados por edificaciones altas". "Siempre hay que evaluar los alrededores y las posibilidades de construcción en los terrenos linderos", remarca.Metros cuadrados descubiertos. Esto es lo que más desea quien busca una unidad de estas características. "Hay que mirar que el PH tenga un buen patio o una terraza que le provea aire y luz a la unidad y también que le permita al dueño o inquilino instalar su parrilla y hacer reuniones. Es decir, que el espacio abierto tenga todos los atributos de una casa", sostiene Bryn.El mantenimiento general. Si bien en muchos casos la idea de mudarse a un PH implica encarar una remodelación, Migliorisi señala que es importante considerar el estado de mantenimiento de detalles atractivos como pisos de pinotea, cocinas u otros pormenores decorativos. "Siempre es clave la opinión de un profesional de la construcción", aconseja. Además, Grecco añade que hay que chequear las humedades y cómo se encuentran las áreas comunes. También remarca: "En cuanto a la documentación, se puede pedir el plano de planta, chequear los m² construidos para que coincidan con el plano municipal y con el reglamento de copropiedad".Los vecinos. Para evitar los inconvenientes que son moneda corriente en los edificios, Grecco alerta sobre la importancia de considerar el trato que hay entre los copropietarios y asegurarse de que no existan conflictos entre los vecinos.El precio. Bryn explica que los PHs ya construidos tienen un valor de acuerdo a su estado y a si requiere de remodelaciones, más allá de estéticas, en cuanto a los baños, cocina, instalación eléctrica, sanitaria y de gas. "En ese caso, los valores bajan considerablemente. Se pueden llegar a encontrar unidades que se vendan a un 25% por debajo del valor del m² de un departamento estándar usado (US$2357), aunque no hay que olvidar que hay que hacer una gran obra y eso implica dinero", remarca. "Quizás, luego de finalizar la obra, la persona termina gastando lo mismo. La diferencia es que, en ese caso, lo habrá hecho a su gusto y con tiempo, algo que no existe al momento de adquirir un departamento", sostiene.Conocé toda la información del mercado inmobiliario en LN Propiedades

Fuente: Página 12
06/08/2021 00:01

Martín Guzmán por las calles de los barrios

De la mano de movimientos sociales, visitó cooperativas y comedores en Ciudad Oculta, con el eje en la generación de empleo. Unas horas después, viajó a San Juan para verse con ceos.




© 2017 - EsPrimicia.com